Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

El presidente de la Universidad de Puerto Rico, José Ramón de la Torre, dijo lamentar  las declaraciones del Comisionado y lo invitó a unirse a los esfuerzos que se realizan para atajar la crisis fiscal que enfrenta la institución, crisis que los obligó a establecer la cuota.

"Lamentamos que el Comisionado Residente, Pedro Pierluisi,  no tenga toda la información sobre la crisis financiera de nuestra Institución. Le reiteramos que la caótica situación financiera que heredamos en la Universidad, con un déficit recurrente de sobre $200 millones, nos obligó a establecer una cuota que garantiza un préstamo de sobre $100 millones con el Banco Gubernamental de Fomento. Tal transacción no está sujeta a variación por el momento. La cuota será sufragada en su totalidad por el aumento en la Beca Pell y la Beca Estatal recién creada que recibirán directamente los estudiantes", sostuvo el presidente de la UPR.

De la Torres reiteró además  que la administración "siempre ha estado disponible para el diálogo sincero y racional"con los organismos estudiantiles legitimamente reconocidos por la Ley y el Reglamento de la Universidad de Puerto Rico.

Ante los aires de paro y huelga que rondan en la Universidad de Puerto Rico, el comisionado  residente en Washington, Pedro Pierluisi, manifestó esta tarde preocupado por el clima de confrontación, y criticó que la administración universitaria no quiera reducir el aumento propuesto para el próximo semestre.

“Por un lado, veo que líderes estudiantiles continúan combatiendo cualquier alza en el costo de la matrícula, a pesar del hecho irrefutable que el costo de vida ha aumentado en todos los renglones, incluyendo en el de la educación, y de que la Universidad, al igual que el Gobierno en general, enfrenta una crisis fiscal. Y por otro lado, veo a la administración universitaria totalmente renuente a considerar cualquier reducción al aumento propuesto para el próximo semestre a pesar de que el gobierno central ya se ha comprometido a allegarle unos dineros adicionales como resultado del nuevo impuesto a ser pagado por las corporaciones foráneas”, sostuvo en entrevista con El Nuevo Día desde Washington.

De hecho, Pierluisi fue enfático al destacar que si la administración reduce parcialmente controvertible la cuota de $800 por año, el panorama en el primer centro docente del país mejorará. 

“Lo único que resta para salvar la situación es que la administración universitaria demuestre un poco más de flexibilidad al aplicar la cuota adicional en el próximo semestre. Aunque entiendo que es prácticamente imposible cuestionar el aumento propuesto de $800 por año, me parece que se debería considerar reducir parcialmente el monto adicional a ser pagado por el estudiantado durante el próximo semestre”, enfatizó.
Pierluisi exhortó a todas las partes involucradas en esta controversia a demostrar mayor flexibilidad en sus reclamos y posiciones “ por el bien de la Universidad”,   para no interrumpir las tareas académicas y labores administrativas en la institución.

El comisionado catalogó  como “acertada”   la iniciativa del presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz, en establecer un fondo de becas para los estudiantes que tienen limitados recursos económicos y aplaudió el esfuerzo del Gobernador y su equipo al proponer que la Universidad se beneficie del propuesto nuevo impuesto a las corporaciones foráneas.

De la Torre hizo una invitación al Comisionado a que participe de los esfuerzos para atajar la crisis de la Universidad.  "Invito al licenciado Pierluisi a unirse a los esfuerzos que hemos estado realizando junto al Gobernador y a los presidentes del Senado y la Cámara para buscar soluciones específicas a la crisis financiera de la Universidad", finalizó.


💬Ver 0 comentarios