Jenniffer González y Ricardo Rosselló advirtieron que ha pasado un año desde que ese dinero fue asignado a Puerto Rico por el Departamento de Vivienda federal. (AP) (semisquare-x3)
Jenniffer González y Ricardo Rosselló advirtieron que ha pasado un año desde que ese dinero fue asignado a Puerto Rico por el Departamento de Vivienda federal. (AP)

Washington - El gobernador Ricardo Rosselló y la comisionada Jenniffer González enviaron esta semana una carta a la Oficina de Presupuesto y Gerencia (OMB) de la Casa Blanca para abogar por el pronto desembolso a Puerto Rico de una segunda partida de los fondos del programa de desarrollo comunitario para atender desastres (CDBG-DR), que alcanzaría los $8,221 millones.

En su carta al director interino de OMB, Russell Vought, con fecha del 4 de febrero, Rosselló y González advirtieron que ha pasado un año desde que ese dinero fue asignado a Puerto Rico por el Departamento de Vivienda federal (HUD) y seis meses desde que se publicó la notificación oficial sobre esos fondos, sin que se hayan establecido las reglas para el plan de uso propuesto por el gobierno de la isla.

“Escribimos para urgir que ahora que ha terminado el cierre parcial del gobierno federal, HUD proceda con la prisa adecuada para aprobar y publicar las reglas que definirán los proyectos de mitigación para el programa CDBG-DR en Puerto Rico”, señalaron.

La carta coincide con una reunión que el gobernador Rosselló ha tenido prevista para hoy con el secretario de HUD, Ben Carson, quién durante el fin de semana pasado, finalmente, anunció la liberación de la primera partida de $1,500 millones en fondos CDBG-DR.

La comisionada González ha indicado, además, que espera que esta semana el jefe interino de la Casa Blanca, Mick Mulvaney, quien oficialmente es el director de OMB, le otorgue la reunión que ha solicitado para discutir también la negativa del gobierno de Donald Trump a otorgar a Puerto Rico $600 millones adicionales en fondos de asistencia alimentaria, y revivir una dispensa en la aportación a FEMA para trabajos de emergencia y recogido de escombros relacionados al huracán María.

"El esfuerzo de reconstrucción para la resiliencia y estabilidad a largo plazo debe continuar y debemos evitar que se pierda un momento crítico debido a un retraso en el flujo de subvenciones. Las comunidades locales han sido admirablemente pacientes, pero tanto ellas como las instituciones públicas y privadas locales necesitan la capacidad de planificar y comprometer sus recursos con confianza. Le instamos a acelerar la publicación de estas reglas”, señalaron el gobernador y la comisionada en la carta a OMB.

En total, el gobierno federal ha asignado a Puerto Rico casi $20,000 millones en fondos de CDBG-DR, que junto a los proyectos permanentes que autorice FEMA se convertirán en la base del proceso de reconstrucción de la Isla, tras un huracán que se calcula causó más de $100,000 millones en pérdidas y unas 2,975 muertes.

Los reclamos del gobierno de Puerto Rico para que se acelere la entrega de la asistencia prometida coinciden con los múltiples informes que indican que el presidente Donald Trump solicitó el otoño pasado que se frene la ayuda a la Isla para mitigar los daños causados por el huracán, ante su preocupación de que el dinero termine elevando el pago a los acreedores del gobierno puertorriqueño en medio del proceso de reestructuración de la deuda.


💬Ver 0 comentarios