La senadora Kamala Harris lidera la legislación que busca establecer normas federales para contar las muertes luego de un desastre natural. (AP / José Luis Magana) (horizontal-x3)
La senadora Kamala Harris lidera la legislación que busca establecer normas federales para contar las muertes luego de un desastre natural. (AP / José Luis Magana)

Washington - Tras la experiencia en Puerto Rico, demócratas del Senado y la Cámara de Representantes de Estados Unidos han propuesto legislación que permita establecer normas federales para contar a las víctimas fatales de un desastre natural.

La legislación es liderada por la senadora Kamala Harris (California) y la congresista boricua Nydia Velázquez (Nueva York), y se espera otra que pueden someter los miembros del Caucus Hispano del Congreso a favor de una comisión independiente, como la creada después de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.

Los demócratas reafirmaron que un conteo preciso de los muertes tendrá un impacto en la respuesta federal a una emergencia.

No podemos permitir que la respuesta fallida de nuestro gobierno en Puerto Rico vuelva a suceder”, indicó Harris, a quien se percibe como una de las figuras demócratas que pueden aspirar a la candidatura presidencial.

La legislación, que lleva el nombre de “COUNT” (Cuente), asignaría $2 millones a la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) para que solicite a la Academia Nacional de Medicina un estudio sobre cómo evaluar mejor las muertes ocurridas durante y después de un desastre natural, una responsabilidad que en estos momentos recae en los gobiernos estatales.

“Trágicamente, en Puerto Rico, el número de muertos oficial ha sido subestimado, lo que ha llevado a una narrativa que ha permitido a la administración (del presidente Donald) Trump presumir sobre su respuesta al huracán María, mientras nuestros conciudadanos estaban muriendo. Esto es vergonzoso”, dijo la congresista Velázquez.

La Casa Blanca ha advertido que el conteo de muertos es una responsabilidad del gobierno de Ricardo Rosselló Nevares, lo que acentuó en un artículo de opinión (Townhall.com) un exasesor del presidente Trump, Andy Surabian.

“Lo que los demócratas no reconocen fue el papelque tuvo el gobernador Ricardo Rosselló después del huracán y en el gran error en el número de muertos”, indicó Surabian, al referirse a una entrevista del gobernador con CNN en la que dijo que los responsables de oscurecer la verdad sobre el número de muertos “‘pagarán infierno’, pero él es intrínsecamente responsable de esto”.

Un estudio encabezado por la Universidad de Harvard reveló que el total de muertes relacionadas con el huracán María puede estar entre las 793 y las 8,498, con una mediana de 4,645.

Ante la presión que creó ese estudio, el gobierno de Puerto Rico finalmente divulgó que entre septiembre y diciembre de 2017 murieron 1,397 personas más que el en el mismo periodo de 2016.

El gobierno de Puerto Rico, sin embargo, mantiene en 64 el número oficial de muertes, en espera de un estudio que encomendó al Instituto Milken de Salud Pública de la Universidad George Washington, que debe estar listo este verano. La universidad, sin embargo, ha indicado que le puede tomar otros nueve meses hacer entrevistas en Puerto Rico con familiares de las víctimas.

La semana pasada, Velázquez encabezó un anuncio del Caucus Hispano del Congreso en el sentido de que se proponen presentar legislación que impulsará crear una comisión independiente para investigar las muertes ocurridas en Puerto Rico a causa del huracán y la respuesta federal.

En el Senado, la legislación tiene el respaldo de los demócratas Richard Blumenthal (Connecticut), Bill Nelson (Florida), Kirsten Gillibrand (Nueva York), Elizabeth Warren (Massachusetts), Ed Markey (Massachusetts), Bob Menéndez (Nueva Jersey), Tom Carper (Delaware) y Dianne Feinstein (California).

El senador Menéndez indicó que la legislación es “el paso correcto hacia tener normas nacionales sobre el conteo de muertes después de un desastre natural”.

En la Cámara baja, la medida tiene el respaldo de los demócratas Brendan Boyle (Pensilvania), Raúl Grijalva (Arizona), José Serrano (Nueva York) y Bennie Thompson (Misisipi).

Después del huracán María, está claro que debemos revisar la forma en que cuantificamos la mortalidad como resultado de los desastres naturales. Hacerlo ayudará a las familias a encontrar algún sentido de cierre (de la tragedia) y a solicitar los beneficios necesarios. También asegurará que podamos dedicar recursos a los factores de riesgo específicos que aumentaron el número de víctimas mortales después del huracán María, como las fallas de la red eléctrica, las inundaciones y el cierre de carreteras. Esto nos permitirá proteger mejor a las poblaciones vulnerables”, indicó Serrano.

Grijalva, portavoz demócrata en el Comité de Recursos Naturales, afirmó que “no podemos esperar una respuesta competente a futuros desastres, en Puerto Rico o en otro lugar, si la administración ni siquiera reconoce sus costosreales en vidas humanas".


💬Ver 0 comentarios