(semisquare-x3)
Rafael "Tatito" Hernández. (GFR Media)

El portavoz de la minoría popular en la Cámara de Representantes, Rafael “Tatito” Hernández, denunció esta mañana que la propuesta del Tesoro Federal con la que se busca imponer un impuesto de 11 centavos por metro cuadrado a propiedades residenciales y comerciales afectará a los más desventajados.

La propuesta, sin embargo, no ha sido acogida por el gobierno de Ricardo Rosselló Nevares, según expresó en declaraciones escritas esta mañana el secretario de Hacienda, Raúl Maldonado. 

“El mismo día en que el gobernador presenta su propuesta de reconfiguración municipal (sistema de condados) el secretario de Hacienda viene con un impuesto de 11 centavos para recaudar $1,000 millones”, dijo Hernández en una conferencia de prensa en su oficina acompañado por el representante popular José Varela.  “Están eliminando la exoneración contributiva y todo el mundo va a pagar. Esto es bien sencillo: $1,000 millones entre 11 centavos, estamos hablando que se requiere gravar 9,000 metros cuadrados”, añadió.

Hernández levantó dudas sobre si el llamado “finquita tax”, como bautizó al nuevo gravamen, lo pagarán propiedades sin fines de lucro, matrimonios jóvenes que compran sus primeras residencias, pequeños y medianos negocios hasta fincas.

“Se estará aplicando sin ningún tipo de criterio”, dijo.

Sin embargo, Maldonado sostuvo que no es política pública del gobierno aumentar las contribuciones. 

"La semana pasada el gobierno de Puerto Rico recibió un informe preparado por consultores del Departamento del Tesoro federal, cuyas recomendaciones están relacionadas a reformar el sistema tributario municipal. Inmediatamente recibimos el informe, lo compartimos con los grupos multisectoriales para identificar las bondades del informe. Actualmente, dicho documento se encuentra en evaluación de los alcaldes, miembros de la Junta del Centro de Recaudación de Ingresos Municipales (CRIM), legisladores, empresarios locales y del Colegio de Contadores Públicos Autorizados", dijo Maldonado.

"El propósito de esta gestión es transformar el sistema de contribución sobre la propiedad o “property tax”. No es un impuesto nuevo. El documento recomienda una sustitución al impuesto actual y que sería transitorio para dar tiempo al proceso de valoración de las propiedades que no están en el registro".

Pero, según Hernández, esta propuesta y la idea de consolidar municipios en condados “están vinculadas".

“Rosselló planificó el colapso de los municipios y el finquita tax”, dijo al recordar que con el plan fiscal de 2017 se le quitaron a los municipios $350 millones del Fondo General.

Hernández y Varela se expresaron en contra de la idea de eliminar la figura de los alcaldes, independientemente de si los espacios geográficos de los municipios se mantengan intactos.

“Lo que está eliminando el gobernador son los 78 gobiernos municipales y la figura de los 78 alcaldes, que se van a convertir en figuras decorativas que van a administrar una oficina de quejas”, dijo Hernández.

El portavoz de la minoría popular planteó que asuntos como la educación, la seguridad, los servicios de salud y el mantenimiento de la red vial deben ser facultades de los ayuntamientos y que los municipios que no puedan cumplir con esa responsabilidad se unan en consorcios.


💬Ver 0 comentarios