El gobernador Ricardo Rosselló. (GFR Media) (semisquare-x3)
El gobernador Ricardo Rosselló. (GFR Media)

Nota del editor: quinta entrega de La Encuesta de El Nuevo Día. A lo largo de esta semana, publicaremos diferentes resultados de manera alterna entre la plataforma digital y el diario impreso.

Si las elecciones generales fueran hoy, el único candidato que tendría la posibilidad de impedir la reelección del gobernador novoprogresista Ricardo Rosselló Nevares sería el popular David Bernier, quien, sin embargo, no ha dicho que buscará entrar a la carrera política del 2020, aunque tampoco lo ha descartado.

Rosselló Nevares y Bernier compitieron, en el 2016, en una elección en la que el actual gobernador consiguió el triunfo por un margen de 2.9%, según los datos oficiales de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE). Los participantes de La Encuesta de El Nuevo Día los señalaron como favoritos para competir otra vez en la papeleta del Ejecutivo. 

Si las elecciones fueran hoy,  Rosselló Nevares obtendría el 35% de los votos, mientras que Bernier acumularía el 34%. Esta diferencia de un punto porcentual está dentro del margen de error de La Encuesta, que es de más o menos tres puntos porcentuales, lo que implica que ambos candidatos están en paridad o en un empate estadístico. 

En cambio, el primer ejecutivo logra ventajas que son estadísticamente superiores sobre los seis precandidatos que han dicho que buscarán la gobernación bajo la insignia de la Pava. Ellos son la alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz; los alcaldes de Isabela y Comerío, Carlos “Charlie” Delgado Altieri y Josian Santiago, respectivamente, así como  el senador , el exsenador Roberto Prats y el exsecretario de Hacienda Juan Zaragoza

La Encuesta de El Nuevo Día reflejó, como se publicó ayer, que las preferencias de los populares sobre a quién le darían el  voto en una primaria por la candidatura a la gobernación están más o menos parejas entre Bernier y la alcaldesa de San Juan.

 No obstante, cuando se le preguntó a toda la muestra sobre por quién votaría en una elección general  por la gobernación entre Cruz y Rosselló Nevares, los resultados muestran que la alcaldesa tendría un desempeño más bajo que varios candidatos populares que se medirían con ella en una primaria.

Si hoy Rosselló Nevares se enfrentara a Cruz en una elección general, el gobernador revalidaría con el 40% de los votos, frente a un 25% que votaría por la ejecutiva municipal de San Juan. Este cuadro supone una ventaja de 15 puntos porcentuales para Rosselló Nevares contra Cruz.

En cambio, si el primer ejecutivo tuviera como contendiente en la papeleta de la gobernación al senador popular Bhatia o a Prats, esa ventaja se reduce a nueve puntos.  En una elección entre Rosselló Nevares  y Bhatia, el gobernador tendría un 37% de los votos y el senador, 28%. Con Prats como contrincante, el mandatario se alzaría con la victoria, con 36% de los votos, frente a un 27% para el exsenador. 

Mientras, el alcalde de Comerío, quien ha dicho estar “disponible” para la gobernación por el Partido Popular Democrático (PPD), lograría el 25% de los votos frente a 35% de Rosselló Nevares. El gobernador también revalidaría con el 37% de los votos en una elección frente a Delgado Altieri, quien obtendría el 23% de los votos.  

El exsecretario de Hacienda tampoco lograría un triunfo ante el primer ejecutivo si los comicios generales fueran hoy. Rosselló Nevares revalidaría con el 35% de los votos, frente a un 23% para Zaragoza. 

La Encuesta de El Nuevo Día fue realizada mediante entrevistas personales, casa a casa, en todo Puerto Rico -excepto Vieques y Culebra-, con una muestra de 1,000 adultos de 18 años en adelante. Las preguntas de la carrera a la gobernación también incluyeron un candidato del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) y uno del Movimiento Victoria Ciudadana (MVC), aunque sin nombres específicos. 

Los participantes también podían mencionar a otro candidato no incluido en la pregunta, o decir  que no votarían en la próxima elección o consignar su indecisión en este momento. 

Rosselló contra Bernier

La Encuesta refleja que Bernier, quien se ha mantenido fuera del ojo público este cuatrienio y se ha dedicado a saldar la deuda que tuvo con su campaña para el 2016, está en empate estadístico con Rosselló Nevares de cara a una elección por la gobernación, con 35% del incumbente frente a 34% del exsecretario de Estado.

El cuadro de esta carrera lo completan los candidatos del MVC y del PIP, con 4% cada uno, un 10% que optaría  por otro candidato,  10% que no votaría en estos comicios y  3% que se muestra indeciso en este momento. 

Mientras Rosselló Nevares retiene el apoyo de su colectividad en una posible carrera frente a Bernier, con el 77% de los votos de  afiliados al Partido Nuevo Progresista (PNP),  un 8% dice que preferiría votar por el candidato popular.

Asimismo, el apoyo que obtendría Bernier de los seguidores de su partido es el mayor entre todos los precandidatos, con un 73% respaldando su candidatura. Entre los afiliados al PPD, un 4% votaría por Rosselló Nevares, 7%, por partidos de minoría y un 5% no votaría.

Entre los no afiliados, Bernier dominaría sobre Rosselló Nevares en una proporción  de 19% sobre 11%, respectivamente. 

Rosselló contra Cruz

Si las elecciones generales fuesen hoy, y los candidatos por los partidos principales fueran Rosselló Nevares, por el PNP, y Cruz, por el PPD, el  gobernador llevaría una ventaja de 15 puntos porcentuales. El gobernador revalidaría con el 40% de los votos, frente a un 25% para la alcaldesa de San Juan. 

Un 5% votaría por el candidato o la candidata del MVC,  3%, por la figura del PIP, un 12% optaría  por otro candidato, un 13% no votaría y el 2% no está seguro. 

El apoyo a los candidatos varía por colectividad. En el caso de los afiliados al PNP, el 85% sería solidario con Rosselló Nevares. Pero, en el caso de los afiliados al PPD, el nivel de apoyo a Cruz es menor, con 61%. En este subgrupo, 7% preferiría darle el voto a Rosselló Nevares, un 7% votaría por uno de los partidos de minoría y el 13% no votaría. 

Se pudiese argumentar que las lealtades en el PPD no estarán definidas hasta que surja un ganador o ganadora en la primaria, o hasta que uno o más precandidatos retiren sus aspiraciones. 

En el importante grupo de no afiliados, un 17% votaría por Rosselló Nevares, frente a un 9% que lo haría por Cruz. Un 10% le daría su voto a la figura del MVC, mientras que un 38% no se inclina a votar. 

Rosselló contra Bhatia

Si la papeleta a la gobernación tuviese a Rosselló Nevares y al senador Bhatia, la ventaja del gobernador se reduciría a nueve puntos, en comparación con los 15 puntos que tendría sobre Cruz. Bajo este escenario, Rosselló Nevares  obtendría un 37% de los votos y Bhatia, un 28%. 

El cuadro se completa con un 5% para el candidato o candidata del MVC, un 4% para el candidato o  candidata del PIP, 11% que votaría por otro candidato, 12% que se abstendría de votar y el 3% que no está seguro en este momento. 

Rosselló Nevares tendría mayor apoyo de su colectividad que Bhatia de la suya. En específico, 79% de los afiliados al partido de la Palma le darían su voto al mandatario, frente a un 6% que cruzaría líneasy favorecería a Bhatia.

Pero, en el caso de los populares, Bhatia contaría con el respaldo del 64% de estos afiliados, ya que un 7% votaría por Rosselló Nevares, un 7% por partidos de minoría (MVC y PIP) y un 8% no votaría.

Entre los no afiliados, Rosselló Nevares  aventaja a Bhatia por un margen de 17% a 6%. Pero, en este momento, un 42% se inclina a no votar en las elecciones de noviembre de 2020. 

Rosselló contra Prats

En una carrera a la gobernación en que figuras en Rosselló Nevares y Prats, el primer ejecutivo ganaría con 36% de los votos, frente a un 27% para el exsenador. Esta ventaja de nueve puntos para el primer ejecutivo es igual a la que tendría  sobre Bhatia. 

Un 5% optaría por la figura del MVC, 3% votaría por el candidato o la candidata del PIP, 13% votaría por otro candidato,  13% no votaría y el 3% se perfila indeciso. 

Al igual que en las otras dos contiendas ya examinadas, el 78% de los afiliados al PNP confiaría su voto a Rosselló Nevares, y un 5% favorecería a Prats.

Pero, entre los populares, Prats tendría un apoyo menor al de Rosselló Nevares en su partido, con 62%. Un 6% de los militantes del PPD cruzaría líneas partidistas para darle su voto al mandatario, un 6% favorecería a los partidos de minoría y 12% no votaría. 

Entre los no afiliados, Rosselló Nevares y Prats estarían en paridad, con 9% y 8% de los votos, respectivamente. Un 15% le daría su voto al candidato o la candidata del MVC, mientras que un 36% no votaría. 

Rosselló contra Santiago

De igual manera, el alcalde popular de Comerío tampoco derrotaría hoy  a Rosselló Nevares, quien lo superaría por 10 puntos. Santiago sacaría el 25% de los votos y Rosselló Nevares, el 35%.  El 5% votaría por el candidato o la candidata del MVC, el 3% lo haría por la figura del PIP y un 14% votaría por otro candidato. Un 13% no votaría y el 5% no está seguro. 

Rosselló Nevares contaría con el respaldo del 80% de los afiliados a su colectividad, mientras que Santiago tendría el voto del 58% de los afiliados al PPD. 

En el subgrupo de no afiliados, 12% optaría por respaldar la reelección de Rosselló Nevares, frente a un 7% que votaría por el ejecutivo municipal. Un 8% lo haría por el candidatodel MVC y el 40% se abstendría de votar.

Rosselló contra Zaragoza

En un evento electoral que se realizara hoy, el gobernador revalidaría con el 35% de los votos si se enfrentara al exsecretario de Hacienda, quien se quedaría con el 23% de los sufragios. Ello representa una ventaja de 12 puntos para Rosselló Nevares.  En esta papeleta, un 4% optaría por la figura del MVC, un 3%, por la figura del PIP, un 18% votaría por otro candidato, un 14% no votaría y el 3% no está seguro. 

Rosselló Nevares contaría con elapoyo del 75% de los afiliados a su colectividad, mientras que Zaragoza solo tendría el 54% de respaldo entre los suyos, una desventaja de 21 puntos para el precandidato  de la Pava. En el subgrupo de afiliados al PPD, un 15% no votaría si estos fuesen los candidatos.

En el caso de los no afiliados, un 13% votaría por Rosselló Nevares, frente a un 6% por Zaragoza. Un 40% de estos no votaría en las elecciones.

Rosselló contra Delgado Altieri

Asimismo, Rosselló Nevares mantendría su residencia en La Fortaleza si su contrincante por el PPD fuese el actual alcalde de Isabela y exsecretario general de la colectividad. Si las elecciones fueran hoy, con estos dos candidatos por los partidos principales, Rosselló Nevares revalidaría con el 37% de los votos, mientras que Delgado Altieri obtendría el 23%, lo que supone una ventaja de 14 puntos para el gobernador. 

Los partidos de minoría obtendrían el 7% de los votos, entre el MVC (4%) y el PIP (3%). Un 14% preferiría votar por otros candidatos, un 14% se abstendría de votar y un 5% no está seguro de cómo votaría. 

El apoyo por afiliación muestra las usuales diferencias. Mientras que un 79% de los novoprogresistas daría su voto a Rosselló Nevares, el 55% de los afiliados al PPD votaría por Delgado Altieri. 

Entre los no afiliados, Rosselló Nevares lograría el 16% de los votos, frente a un 3% para Delgado Altieri. Con estos candidatos, un 44% no votaría.


💬Ver 0 comentarios