(semisquare-x3)
Ricardo Rosselló Nevares, gobernador de Puerto Rico. (Xavier J. Araújo Berríos)

Washington - Mientras estaba en Washington, el gobernador Ricardo Rosselló le escribió al liderato del Congreso para insistir en las medidas de asignaciones para Puerto Rico que contiene el proyecto de la Cámara de Representantes de Estados Unidos que busca asistir a jurisdicciones que se han enfrentado recientemente a desastres naturales.

“Para que esta recuperación sea exitosa”, debe atenderse de “manera innovadora” e incluir las iniciativas que la mayoría demócrata propone en el proyecto de la Cámara de Representantes aprobado hace unas semanas, señaló el gobernador.

La legislación para atender desastres naturales recientes, que no avanzó en el Senado, dominado por los republicanos, se intenta incluir en el proyecto de ley que está ante un comité de conferencia del Congreso y busca decidir el resto del presupuesto para el año fiscal federal 2019 y las medidas de seguridad que deben implantarse en la frontera con México.

Tan pronto como este fin de semana, el comité de conferencia del Congreso puede llegar a un acuerdo, con la intención de aprobarlo en el Senado y la Cámara baja federal a más tardar el viernes, para evitar otro cierre parcial del gobierno federal.

En su carta del 5 de febrero a la speaker Nancy Pelosi, el líder de la mayoría republicana del Senado, Mitch McConnell, el portavoz de la minoría senatorial, Charles Schumer, y el líder de la minoría republicana cameral, Kevin McCarthy, Rosselló defendió primero la asignación adicional de $600 millones en asistencia alimentaria, que busca dar continuidad a fondos previamente otorgados que alcanzaron los $1,270 millones y se agotan en marzo.

La asignación de $600 millones, independiente a los $1,800 millones que el Congreso otorga anualmente a través del Programa de Asistencia Nutricional (PAN), han permitido al gobierno elevar los cheques del PAN al nivel del programa SNAP que funciona en los estados, pero tiene la oposición de la Casa Blanca.

Aunque los demócratas del Senado y la Cámara baja han apoyado otorgar los $600 millones de asistencia alimentaria, entre los republicanos solo el senador Rick Scott (Florida) – además de la comisionada Jenniffer González-, lo han respaldado públicamente.

Rosselló también insistió en la medida que permitiría al gobierno de Puerto Rico volver a contar con una exención en la aportación que hacen los gobiernos locales al costo que tiene para FEMA la remoción de escombros y medidas de emergencia relacionadas a los huracanes.

El Gobernador sostuvo que el reto que tiene su gobierno es “la capacidad de pago, dado la crisis económica y fiscal que aún tiene la Isla”.

Rosselló sostuvo que Puerto Rico no va a poder pagar su parte de los $55,000 millones que espera invierta FEMA en la recuperación y reconstrucción de Puerto Rico.

En su carta, el gobernador pide además legislar para hacer frente a la negativa del gobierno de EE.UU. de incluir en los costos de las reparaciones de instalaciones críticas las mejoras a condiciones que existían antes de los huracanes. “La administración (Trump) ha tomado muchos pasos para reducir o eliminar la elegibilidad”, indicó.

Rosselló – quien tiene previsto regresar hoy a San Juan tras nuevas reuniones en Washington el viernes-, pidió además, entre otras cosas, apoyo para la enmienda de la congresista demócrata Nydia Velázquez (Nueva York) que garantizaría $25 millones para ayudar con la restauración del Caño Martín Peña, incluida en el proyecto de la Cámara baja federal.


💬Ver 0 comentarios