“Insto al Senado de Estados Unidos a que apruebe el proyecto cameral 268, como ya se aprobó en la Cámara
“Insto al Senado de Estados Unidos a que apruebe el proyecto cameral 268, como ya se aprobó en la Cámara", dijo Rossello. (GFR Media)

Washington - Justo cuando la comisionada Jenniffer González se defendía de las críticas de líderes populares, el gobernador Ricardo Rosselló Nevares se distanció hoy de la estrategia  de su compañera de boleta electoral y pidió la aprobación mañana en el Senado estadounidense del proyecto demócrata para mitigar recientes desastres naturales.

Rosselló Nevares sostuvo que el Senado – que tendrá mañana una votación clave sobre el asunto-, debe aprobar el proyecto demócrata, que fue aprobado en la Cámara de Representantes de EE.UU. en enero pasado y contiene prácticamente todas las iniciativas que ha solicitado desde finales de 2018.

La comisionada González, sin embargo, reafirmó que aboga por la aprobación del proyecto de los republicanos del Senado, que aunque contiene los $600 millones en asistencia alimentaria de emergencia para Puerto Rico, deja fuera otras medidas, como la dispensa en el pareo de fondos de FEMA para medidas de emergencia y $25 millones para la restauración del Caño Martín Peñsa.

“Insto al Senado de Estados Unidos a que apruebe el proyecto cameral 268, como ya se aprobó en la Cámara de Representantes, que brinda un apoyo muy necesario a Puerto Rico para abordar las necesidades críticas de infraestructura, educación, nutrición y vivienda en la isla”, indicó el gobernador Rosselló Nevares, en una declaración escrita.

Casi al mismo tiempo en que la oficina del gobernador en Washington emitió las expresiones de Rosselló Nevares, la comisionada González se defendía de las críticas a su respaldo al proyecto de republicano que le había lanzado el senador del Partido Popular Democrático (PPD) José Nadal Power, quien ha anunciado su intención de ser candidato a la comisaría residente en Washington. Rosselló Nevares y el liderato del PPD coinciden en sus posiciones.

González, sin embargo, sostuvo que el proyecto republicano es el que tiene oportunidades de ser aprobado en el Senado, donde el Grand Old Party (GOP) tiene una mayoría de 53 a 47. Para la comisionada González, la alternativa preferible es que el Senado apruebe el proyecto republicano y que las autoridades de la Isla luchen por sus propuestas en un comité de conferencia del Congreso.

“Mientras algunos insistan en su versión, la gente que yo represento en el Congreso ven sus beneficios del PAN disminuidos y eso es inaceptable”, indicó la comisionada en un comunicado de prensa.

Pero, la batalla política de la comisionada no es solo con los populares. El gobernador ha dicho antes que cualquier cosa menos que las iniciativas aprobadas por los demócratas en enero en la Cámara de Representantes es inaceptable.

Los asesores del gobernador están convencidos de que la mejor opción de conseguir la dispensa de FEMA es si se incluye en el proyecto que apruebe el Senado.

“Actualmente, simplemente no tenemos los fondos para cubrir los requisitos de costos compartidos establecidos, de manera unilateral e innecesaria, por FEMA. Lo que estamos solicitando es el mismo tratamiento que otras jurisdicciones han recibido del gobierno federal: que el gobierno federal cubra el 100% de los requisitos de costo compartido para el trabajo de emergencia sería extremadamente útil y aceleraría el ritmo  de la recuperación. Reiteramos que no estamos estableciendo un nuevo precedente ya que esta ayuda se ha extendido a otras jurisdicciones en el pasado. Simplemente pedimos igualdad de trato”, sostuvo Rosselló Nevares.

El gobernador Rosselló Nevares dijo que el Congreso debe aprobar también ahora $500 millones en fondos destinados a reparar la infraestructura de agua en la isla y $15 millones en ayuda técnica para rehacer la red eléctrica, lo que no permite el proyecto republicano del Senado.

“La enmienda que es considerada por el Senado de los Estados Unidos no llega a abordar la mayoría de nuestras necesidades más urgentes. Si bien los $600 millones que proporciona para el Programa de Asistencia Nutricional de Puerto Rico son vitales para el bienestar de nuestros ciudadanos, es imperativo que (todas) nuestras necesidades sean atendidas”, sostuvo el gobernador Rosselló Nevares.


💬Ver 0 comentarios