Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

El senador Miguel Laureano (horizontal-x3)
El senador Miguel Laureano. (GFR Media)

El senador del Partido Nuevo Progresista (PNP), Miguel Laureano, anunció esta mañana que refirió al Departamento de Justicia a la empresa Gila, operadora del sistema AutoExpreso, por supuesto incumplimiento de contrato y malversación de fondos públicos.

Esta compañía opera el sistema de peaje electrónico en las carreteras del Estado como en las de la empresa Metropistas.

Laureano, quien ha realizado tres vistas públicas y una vista ocular sobre el asunto como presidente de la Comisión de Innovación, Telecomunicaciones, Urbanismo e Infraestructura en el Senado, planteó que la cantidad de quejas que ha recibido de ciudadanos que aseguran haber sido multados indebidamente por la compañía y la falta de actualizar el sistema operativo con que tramitan las multas han sido los detonantes que han provocado el referido.

“La compañía Gila enfrenta graves problemas técnicos al aplicar multas contra la ley. Por ejemplo, a vehículos que no han sido movidos por estaciones de peaje”, sostuvo Laureano en una conferencia de prensa al mencionar otro ejemplo; multas recibidas por ciudadanos que recargan automáticamente sus balances.

“Cada uno de estos problemas se agudizaron luego del paso de María por Puerto Rico. Por todo esto hemos referido al Departamento de Justicia a Gila y a sus directivos, por malversación de fondos públicos e incumplimiento de contrato”, afirmó Laureano al sostener que desde enero se han aplicado $1.6 millones en multas, el equivalente a 13,000 diarias.

“Son más de $80 millones en multas para el bolsillo de los puertorriqueños y muchas no han sido aclaradas”, dijo Laureano, quien no calculó cuánto de ese dinero pudo haber sido cobrado ilegalmente.

En una vista pública presidida por Laureano el martes, el Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP) reconoció que no tiene una solución inmediata al problema de las multas aplicadas por Gila. Según indicó entonces Juan Maldonado, asesor en el DTOP, Gila opera con el sistema operativo que heredó de la empresa anterior, Transcore. Gila administra los peajes desde el 2015.

“A pesar de los esfuerzos realizados para restaurar la confianza de los ciudadanos en el sistema de AutoExpreso continuamos confrontando problemas relacionados a la emisión de multas”, sostuvo Maldonado ese día.


💬Ver 0 comentarios