Henry Escalera, comisionado de la Policía. (GFR Media)

El comisionado de la Policía, Henry Escalera, reveló hoy, viernes, que el Negociado de Vehículos Hurtados recomendó a la red de transporte Uber que considere eliminar la opción de pago con dinero en efectivo ante los recientes casos de carjackings contra varios conductores de la aplicación.

En lo que va de año, siete choferes han sido víctimas de robos de vehículos a mano armada, de los cuales uno murió en medio de un atraco en Santurce el mes pasado. 

“Se está trabajando para ver de qué manera ellos pueden aceptar solo tarjetas como era en un principio y no efectivo”, indicó en entrevista con El Nuevo Día

Aunque Uber inició sus operaciones aceptando solamente pagos a través de tarjetas de crédito o débito, posteriormente añadieron la opción de pagar de la forma tradicional.

Según el funcionario, para los delincuentes que se dedican a este tipo de delitos que los conductores manejen grandes cantidades de dinero los seduce a robar.

“Eso (el dinero en efectivo) los delincuentes lo ven atractivo, pero nosotros tampoco podemos entrar en cómo la compañía le sirve al cliente”, advirtió.

Escalera precisó que las conversaciones con la empresa continuarán para puntualizar en la necesidad de esta medida, pero reconoció que desde el Negociado de la Policía no pueden emitir ninguna regulación a esos fines.

“No sé si hay que legislar de alguna manera, pero quiero dejar claro que nosotros no imponemos nada”, recalcó.

Precisamente, el senador Miguel Laureano presentó una medida ayer para que las aplicaciones tipo Uber no puedan cobrar con dinero en efectivo.

El Proyecto del Senado 1346 se radicó en respuesta a estos delitos, según el senador.

“Desafortunadamente, uno de los grupos más afectados por carjacking son los conductores de redes de transporte como Uber”, escribió Laureano en su cuenta de Twitter.

El último conductor que resultó víctima de carjacking, esta madrugada, sostuvo esta mañana en una entrevista radial (WKAQ -580 AM) que desde que la aplicación inició a aceptar dinero en efectivo los robos comenzaron.

Los choferes de Uber, sin embargo, no saben si un pasajero va a pagar con dinero en efectivo o alguna tarjeta hasta que llega al punto de encuentro, por lo que no pueden cancelar ningún pedido de servicio para prevenir cualquier suceso.

Asimismo, el hombre, que no fue identificado por propósitos de seguridad, denunció que las medidas de seguridad de la red de transporte para sus conductores no son efectivas.

“Si el asaltante se lleva la aplicación, ¿de dónde yo llamo? No hay un número que tú puedas llamar y decir que se robaron el carro”, estableció.

 Reacciona Uber

Ante esta situación, Uber se limitó a rechazar los actos violentos contra sus clientes y conductores.

“En Uber condenamos de manera categórica el mal uso de la aplicación y rechazamos cualquier situación que atente contra la seguridad e integridad de los usuarios y socios conductores registrados en la aplicación. Para Uber la seguridad es fundamental", dijo en declaraciones escritas enviadas a El Nuevo Día. 

La empresa recordó que hay una línea de soporte ante emergencias que pueden acceder aquí.

Indicó, además, que ante una situación en que se comprometa su seguridad pueden llamar al 9-1-1 o utilizar la función de compartir el viaje para que otras personas sepan a dónde van. 

"Pueden establecer hasta cinco contactos de confianza con quienes compartir sus viajes regularmente, además pueden definir si quieren compartir todos sus viajes o sólo aquellos que ocurren durante ciertas horas", explicaron.


💬Ver 0 comentarios