Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

La Policía en el área de Ponce investiga la misteriosa muerte de un hombre de 59 años, cuyo rostro fue despedazado en un incidente ocurrido en el barrio Duey, de Yauco.

Según el capitán Diosdado Pérez, del Cuerpo de Investigaciones Criminales de Ponce, Domingo Caraballo Orengo fue encontrado por su hermana Mirta en el piso, al lado de la cama, a eso de las 11:40 de esta mañana.

Pérez comentó que el hombre tenía desgarres de piel en la nariz, sobre el ojo derecho, y en el pómulo derecho hasta el cuello, más la frente.

"Parecía como si se lo hubiesen comido. Fue bien fuerte", comentó Pérez, quien sin embargo indicó que el caso se trabaja por lo pronto como una muerte natural.

Como dato curioso, la hermana de Caraballo Orengo indicó que al llegar a la casa de su hermano, quien sufría diabetes y otras condiciones de salud, la encontró abierta.

La estufa estaba prendida y había agua hirviendo en una olla, por lo que se entiende que la muerte debió haber ocurrido a pocos minutos de la llegada de la mujer, agregó el capitán del CIC.

Pérez también destacó que no se detectaron, signos de violencia en el lugar ni manchas de sangre en la cama de la víctima.

El hombre tenía un perro, cuya raza Pérez no pudo precisar, pero indicó que tampoco se puede descartar que haya provocado el extenso daño que se veía en el rostro del hombre.

Pérez recalcó que la autopsia finalmente revelará la causa de muerte en este caso.


💬Ver 0 comentarios