Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
La secretaria de Educación, Julia Keleher. (GFR Media)

El Tribunal Supremo atenderá la controversia entre el Departamento de Educación y organizaciones magisteriales y municipios por el cierre de escuelas públicas este verano, por lo cual las partes entregaron esta semana sus argumentos en torno a la clausura de escuelas en la región educativa de Arecibo.

La semana pasada, el Departamento de Educación solicitó al máximo foro judicial que revisara una decisión tomada el mes pasado por un juez del Tribunal Superior de Arecibo, el cual ordenó paralizar el cierre de nueve escuelas en la región educativa de Arecibo. Inicialmente, la agencia había recurrido al Tribunal de Apelaciones, pero días después solicitó la intervención del Supremo.

En una resolución emitida el 29 de junio, una mayoría de los jueces del Supremo declaró no ha lugar la paralización de la sentencia que había solicitado Educación, pero accedió a ver la controversia.

"Examinada la urgente petición de auto de certificación intrajurisdiccional presentada por el procurador general se expide el recurso y se ordena al Tribunal de Apelaciones que a la brevedad posible remita a la secretaría de este tribunal los autos originales o una copia certificada de los mismos", lee la resolución.

Las demandas por las nueve escuelas en la región de Arecibo fueron presentadas por la Asociación de Maestros y el Municipio de Morovis.

La presidenta de la Asociación de Maestros, Aida Díaz, sostuvo en un comunicado de prensa que espera que el Supremo falle a su favor y que "responda al recolamo del pueblo puertorriqueño".

"Estamos seguros de que el Tribunal Supremo, ante la omisión de Educación, responderá y protegerá la educación de los niños que está en peligro y que podría afectarse permanentemente en Puerto Rico. La situación creada por el Departamento de Educación desembocará en que miles de padres no podrán enviar a sus hijos a estudiar y la enseñanza de Puerto Rico tendrá el peor retroceso de su historia", expresó Díaz.

Por su parte, la alcaldesa de Morovis, Carmen Maldonado se mostró confiada en que prevalecerán en su reclamo. La líder municipal se opone al cierre de las escuelas Carlos Alverio Pimentel, Manuel Alonso Díaz y la Segunda Unidad David Colón Vega.

"Está probado que no hubo un proceso coherente, serio y participativo en la decisión de cerrar los planteles. En varias ocasiones solicitamos una cita a la Dra. (Julia) Keleher (secretaria de Educación) por escrito, pero nunca nos atendió", sentenció Maldonado.

La alcaldesa participó hoy, junto a un grupo de estudiantes de verano, en el acondicionamiento de escuelas en ese municipio de la montaña.


💬Ver 0 comentarios