Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Waleska Maldonado y el juez laboraron con el tema de presupuesto. (GFR Media) (horizontal-x3)
Waleska Maldonado (en la foto) y el juez laboraron con el tema de presupuesto. (GFR Media)

La secretaria asociada de la gobernación, Itza García, y la administradora de la Administración para el Sustento de Menores (ASUME), Waleska Maldonado deberán mostrar hoy causa por la cual no deben ser encontradas en desacato por su incomparecencia a una citación que a principios de abril les hizo la Comisión Estatal de Elecciones (CEE).

Ambas funcionarias deben responder a la orden que el pasado jueves emitió el juez Anthony Cuevas Ramos, quien requirió su comparecencia en su sala para explicar porque el pasado 2 de abril no se presentaron ante el comité de la CEE que investiga las conversaciones que el renunciante juez Rafael Ramos Sáenz mantuvo en un “chat” político en el que ambas participaban.

García y Maldonado no acudieron a la citación y se excusaron mediante una carta en la que opinaron que el comité de la CEE debería esperar por el final de la pesquisa que sobre este asunto realiza el Departamento de Justicia y se pusieron a la disposición de comparecer en ese momento.

La semana pasada, el juez Cuevas ordenó al exjuez Ramos Sáenz a acudir a testificar ante el comité de la CEE el 4 de mayo. El togado había ofrecido resistencia a esa comparecencia cuando fue citado, pero ni acudió ni se excusó.

La CEE investiga si Ramos Sáenz presidía el comité local de esa agencia en el precinto 37 de Moca a la misma vez que era parte del equipo que laboraba en el plan de gobierno del entonces candidato a la gobernación Ricardo Rosselló Nevares y realizó trabajo de coordinación política desde las primarias con Pedro Pierluisi.

El Código Electoral penaliza las violaciones al ordenamiento electoral, sus reglas y reglamentos, el uso indebido de fondos públicos para el uso de un partido o un candidato, y también sanciona a todo candidato o representante de un candidato que ofrezca o acuerde nombrar o conseguir un nombramiento público como recompensa por contribuir a la campaña de ese candidato.

Conversaciones

Un informe de la Oficina de Administración de Tribunales (OAT) que recomendó que Ramos Saénz fuera sometido a un proceso disciplinario, reveló que tanto García como Maldonado hablaron con el renunciante juez sobre temas electorales y programáticos. El documento muestra que el secretario de la Gobernación, William Villafañe también tuvo intercambios con el entonces presidente local de la CEE.

Según el informe de la OAT, la pesquisa demostró “la interacción del juez Ramos con estas personas (integrantes del chat) y su estrecha colaboración con el equipo de trabajo del hoy gobernador”.

Durante su entrevista en la OAT, Maldonado señaló que supo que Ramos Sáenz era juez cuando entregaron un borrador final del informe del equipo que trabajaba con el presupuesto base cero, en el que también estaba el togado. Esa entrega ocurrió a principios de 2016, pero el chat muestra que Maldonado mantenía comunicación electoral y programática con el juez luego de advenir en conocimiento sobre su cargo.

Villafañe le dijo a las abogadas investigadoras de la OAT que lo vino a saber después de las elecciones generales del 2016. El informe no indica desde cuando García conocía de las funciones judiciales de Ramos Sáenz.

Sin embargo, el mismo informe muestra varias instancias, desde el 10 de septiembre de 2016, en las que se hace referencia al cargo que tenía Ramos Sáenz. Así como también lo mostraban algunas de las consultas que hizo e incluso cuando plasmó en el chat una resolución en la que puso su nombre y cargo judicial.

El 29 de octubre de 2016, el juez escribió a las 10:28 a.m. en el chat que tenía una controversia electoral y que no conseguía ni a Norma Burgos ni a William. Inmediatamente, Maldonado le recomendó llamar a una persona que trabajaba asuntos electorales del Partido Nuevo Progresista (PNP). A las 10:37 a.m. el juez publicó la resolución que tomó. Maldonado hizo un comentario de aprobación. A las 10:53 a.m. Villafañe respondió: “Rafa debes coordinar con alguien del equipo electoral. Buenos días. AVB o Norma Burgos” y le envió la información de contacto de Aníbal Vega Borges.

El 6 de febrero de 2018, cuando la prensa preguntó a Villafañe si era el William al que hacía referencia el juez en el chat, este dijo: “No dice mi apellido. Pudiera ser yo, pudiera que no fuera yo”. El informe de la OAT revela que Villafañe reconoció haber enviado ese mensaje y que conservaba conversaciones del chat en su teléfono.


💬Ver 0 comentarios