El agente Carlos Ocasio Matos no emitió declaraciones al salir del tribunal. (semisquare-x3)
El agente Carlos Ocasio Matos no emitió declaraciones al salir del tribunal.

La fiscalía anunció hoy, lunes, que tiene 50 testigos para el juicio contra el agente Carlos Ocasio Matos, acusado por negligencia en la investigación del celador de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) Francisco Chevres Rivera, quien falleció en Dorado en octubre de 2018.

Así lo informó hoy el fiscal Obdulio Meléndez Torra a la jueza María Trigo Ferraiuoli en el Centro Judicial de Bayamón.

Ocasio Matos estuvo en la sala del tribunal vestido de civil, tranquilo y serio. Al salir, no emitió comentarios a los medios de comunicación. 

La jueza pautó el comienzo del juicio para el 29 de abril. Antes, el 3 de abril, habrá una vista de status, cuando se corroborará que se haya completado todo el proceso de descubrimiento de prueba, que hasta hoy no había comenzado. La defensa la solicitó la semana pasada.

Además de los 50 testigos, Meléndez Torra dijo a la jueza que podría incluir otros más en la lista, aunque anticipó que no sería necesario llamarlos a todos en el juicio.

Al pasar lista, se mencionó al menos a 14 agentes de la Uniformada como testigos del Ministerio Público, pero el fiscal dijo que son más. Entre ellos está el teniente coronel Jorge Hernández Peña, director del Negociado del Tránsito de la Policía.

También está Alexaina Ramos Rivera, hermana de Chevres Rivera.

El caso fue sometido con 15 declaraciones juradas, antes de que se determinara causa para juicio.

Ocasio Matos enfrenta un cargo por violación al artículo 263 del Código Penal por su alegada negligencia en la investigación.

El fiscal explicó hoy que buscarán probar que su negligencia en la investigación provocó que se gastaran $3,000 de fondos públicos en la búsqueda de Chevres Rivera por las áreas cercanas a donde se encontró el vehículo Mitsubishi Montero, color oro, del 2005, en la PR-165 en Dorado el pasado 17 de octubre.

Los restos de Chevres fueron encontrado cuatro días después en la División de Patrulla de Carreteras de Bayamón, cuando un empleado que se disponía a sellar el vehículo sintió el olor del cuerpo en estado de descomposición.

“La negligencia en su trabajo provocó que no se encontrara el cuerpo en el baúl del vehículo”, sostuvo Meléndez Torra.

“No se le pide otra cosa que no sea cumplir con el proceso de investigación. Si hubiera hecho su trabajo de forma correcta, hubiera encontrado el cuerpo”, agregó. “Se suponía que inspeccionara el carro en la escena. Y si las circunstancias no lo permiten ahí, se supone que lo hiciera tan pronto lo llevaran al cuartel”.

Según el fiscal, no procede la defensa de que a la escena llegaron otros oficiales, porque “la responsabilidad de abrirlo era de él, porque era el agente investigador”.

En la búsqueda participó personal de Manejo de Emergencias de Vega Baja y Toa Baja, así como del Cuerpo de Investigaciones Criminales de Toa Baja.

Ocasio Matos se expone a una pena de hasta seis meses de cárcel o probatoria y a una multa de hasta $5,000.

Por su parte, uno de los abogados de la defensa, José Valle Brenes, aseguró que su cliente no tiene contemplado hacer alegación de culpabilidad.

Otro de los abogados de la defensa, Luis Cabán, indicó que por el momento no tienen una cantidad determinada testigos que sentarían a favor del agente Ocasio Matos.

“Dependerá de la prueba que se someta en el caso”, sostuvo Cabán, quien cuestionó el volumen de testigos de la fiscalía para el tipo de acción que llevan contra el agente.

“Ellos tienen 51 testigos. Cuesta más el proceso que los $2,200 que le están cobrando por negligencia. A la misma vez hay tantos casos de negligencia que no se están llevando en el cobro, pero esta es la parte más fina por donde parte la soga”, agregó el abogado, quien dijo que entiende que Ocasio Matos sigue trabajando en la Policía  a la vez que enfrenta una investigación administrativa.

Asimismo, Cabán insistió en que en la investigación de la escena también participaron otros oficiales de la Policía.

“Nuestro representado fue el último que llegó a la escena y todos los que llegaron antes certificaron que allí no había ningún cuerpo”, expresó Cabán, quien no quiso especular cómo entonces llegó el cuerpo al baúl, donde se encontró días después. “Las fantasías se las dejo a la secretaria de Justicia”, aseveró.

Según el fiscal, la cantidad de testigos responde a lo detallado de la investigación y que más allá del costo, lo más importante es la alegada violación de la ley.

“No porque haya muchos o pocos testigos, el Departamento de Justicia no va a dejar de llevar un caso”, afirmó el fiscal.

Por otro lado, Meléndez Torra dijo que notificó al Negociado de Ciencias Forenses que entregue la información de la autopsia de Chevres a la familia del perjudicado.

Hermanos de Chevres se han quejado públicamente de que no han tenido acceso a dicha información.

Meléndez Torra dijo que cualquier situación al respecto debe tratarse directamente con Ciencias Forenses.

Mientras, el abogado de la familia de Chevres, Ernie Cabán, indicó que el negociado le está solicitando que pidan autorización al tribunal para tener acceso a la autopsia.

Cabán dijo que, además, la agencia le está cobrando a la familia $100 por hora para el tiempo que le tome a la patóloga privada a revisar esa información allí.

“La patóloga privada es Yocasta Brugal, que es una institución en Puerto Rico y ha trabajado por años con Ciencias Forenses y dijo que nunca habían cobrado por esto”, sostuvo Cabán, quien estimó que le puede tomar varias horas a la patóloga.

“Es algo increíble, pero tenemos que hacerlo porque es la única forma en que la familia puede cerrar ese proceso o ver si hay alguna causa de acción legal”, puntualizó.


💬Ver 0 comentarios