Yazmín Álvarez Alatorre

Tribuna Invitada

Por Yazmín Álvarez Alatorre
💬 0

Agradecer, ¿con o sin luz?

La luz empieza a llegar a más sectores en Puerto Rico. A cuentagotas pero cada día más hogares encienden un bombillo en vez de un quinqué.

La alegría del afortunado es inevitable. Ver cómo reparan el poste de la comunidad, convierte casi en héroes nacionales a los que con su habilidad profesional logran la proeza. No falta quien les ofrezca almuerzo, agua o hasta una muestra del tradicional pitorro para celebrar y agradecer. La alegría es inmediata, pero en algunos el agradecimiento no fluye tan fácil como las sonrisas.

El agradecimiento se manifiesta de corazón o por educación. Las personas que tienen mucho que agradecer son las más felices. Hay quien agradece lo malo y lo bueno porque eso los enriquece con experiencia y sabiduría. Ser agradecido denota la humildad y respeto suficientes para opacar la prepotencia de algunos. Otros expresan agradecimiento cuando reciben regalos, favores o al contestar a la “salud” que alguien les desea tras un estornudo. Así contestan las siguientes preguntas:

¿Debo agradecer que me haya llegado la luz? No recibí un premio ni un favor. Reinstalaron un servicio al que tengo derecho porque lo pago. Estuvo inhabilitado por meses por una catástrofe natural y lo sustituí por una fuente que representaba un gasto mucho mayor. La ardua labor de los ingenieros que repararon las líneas eléctricas tiene mi reconocimiento. El agradecimiento lo reciben en su cheque y las fanfarrias que les da el pueblo.

¿Debo agradecer la ayuda federal? Es deber de los gobernantes proteger a sus ciudadanos y hacer valer sus derechos. Esa ayuda no es caridad.

Ser agradecido es una hermosa cualidad que no todos practican. Va más allá de racionalizar hechos y palabras. Se puede aprender. Inténtelo y sume más días felices a su vida. Si cree no tener motivo para ser agradecido, empiece por reconocer que pudo leer estas líneas.

Otras columnas de Yazmín Álvarez Alatorre

miércoles, 6 de diciembre de 2017

Parranda city

Yazmín Álvarez Alatorre reflexiona sobre la parranda navideña de Guaynabo, en medio del caos dejado por el huracán María.

martes, 28 de noviembre de 2017

Queremos saber cuándo tendremos luz

Yazmín Alvarez Alatorre comenta parte del dilema de la cotidianidad boricua a más de 60 días de carencias en servicios básicos tras el grave daño a la infraestructura debido al impacto de huracán María

💬Ver 0 comentarios