Esteban Pagán Rivera

Prórroga

Por Esteban Pagán Rivera
💬 0

Brasil pondrá al mundo a bailar samba

La Copa Mundial de fútbol se pone en marcha hoy en Rusia con varios equipos en fila para terminar el reinado del campeón Alemania, que también presenta sus credenciales para convertirse en el primer monarca en revalidar desde que Brasil ganó dos torneos consecutivos en 1958 y 1962.

Pero si tuviera que escoger un favorito para ganar en Rusia, me decantaría por Brasil, que luce listo para pasar la página tras la tragedia vivida hace cuatro años cuando sufrió aquella sonada goleada de 7-1 en las semifinales.

Algunas caras son las mismas, pero esta es otra selección. Brasil tiene una de las plantillas más completas de este Mundial. La alineación mostrada en su último amistoso ante Austria, con una goleada de 3-0, no señala debilidades en ningún sector del campo y, más importante aún, tiene al menos una superestrella en cada posición: Neymar en la delantera, Coutinho en el mediocampo y Marcelo en la defensa, solo por mencionar algunos. Los resultados, de igual manera, sostienen la candidatura de los brasileños al título: la Verde-Amarela ganó sus cuatro partidos amistosos previos al Mundial sin conceder un solo gol, ante rivales de peso, y todos en la carretera: Rusia (3-0), Alemania (1-0), Croacia (2-0) y Austria (3-0). Y eso tras dominar a diestra y siniestra la eliminatoria sudamericana —la más reñida del planeta— con un impresionante balance de 12 triunfos, cinco empates y una sola derrota.

Más importante aún, Neymar ha dado señales de haber superado la lesión que terminó prematuramente su temporada con el Paris Saint-Germain.

El director técnico Tite, quien asumió las riendas en el 2016, parece haber apretado todas las teclas correctas.

En cuanto a las demás selecciones, España se compara a Brasil en cuanto a talento en todas las posiciones. Pero queda por ver el efecto que tendrá el caos desatado ayer tras el despido del seleccionador Julen Lopetegui. En mi bracket, los había colocado como finalistas junto a Brasil.

De los europeos, veo a Francia como otro posible semifinalista. En cuanto a Alemania, su irregularidad me preocupa y no veo a los teutones alcanzando la ronda de los últimos cuatro.

Sobre los equipos de este lado del mundo, me gusta muchísimo Colombia, que se presenta con una selección mucho más madura y preparada que lo que era hace cuatro años, cuando alcanzó los cuartos de final.

En fin, una de las muchas maravillas que trae la Copa Mundial son sus cambios de libreto y estrellas que emergen de manera inesperada, lo que abona a que sea el evento deportivo más seguido del mundo. Gocemos de este estupendo mes, pero si me preguntan a mí, el mundo bailará samba cuando termine la copa el 15 julio.

Otras columnas de Esteban Pagán Rivera

jueves, 15 de noviembre de 2018

A proteger nuestro béisbol como si fuera un monumento

Hace unos días comencé la lectura del libro Clemente, en la víspera de la gloria que publicó Néstor Duprey el año pasado. Es un libro diferente a los que ya se han escrito de Clemente, pues se enfoca en esa temporada de 1970-1971 de la Liga de Béisbol Profesional de Puerto Rico (hoy Liga de Béisbol Profesional Roberto Clemente o LBPRC) en la que el astro de los Piratas de Pittsburgh dirigió a los Senadores de San Juan.

💬Ver 0 comentarios