Edric E. Vivoni Farage

Punto de vista

Por Edric E. Vivoni Farage
💬 0

El huracán María, el PNP y Puerto Rico

El huracán María nos permitió ver otro Puerto Rico; tal vez uno que habíamos elegido ignorar. Algo paralelo ocurre en la política. Desde los arrestos y convicciones de funcionarios gubernamentales durante la administración de Rosselló padre, no habíamos experimentado la epidemia de ineptitud y desfachatez entre quienes tienen el deber de servirle al país. El pasado verano, un pueblo indignado forzó la renuncia del gobernante. La desestabilización momentánea generada creó una pugna intestina en el PNP. Luego de la fallida pirueta del licenciado Pierluisi, gobernador durante nueve días, juramentó como primera mandataria la secretaria de Justicia, la ahora gobernadora Wanda Vázquez Garced. Comenzó su término prometiendo un nuevo estilo. De buena fe algunos le creyeron. La novedad de los eventos permeó el ambiente y tranquilizó el pueblo. Solo se trató de un breve, pero necesario respiro que dio paso a la prolongación de lo que antes era. Estamos descubriendo la magnitud del desastre dentro del PNP. 

Los recientes movimientos sociales acaecidos en Ecuador y Bolivia, sumados a la investigación encaminada al residenciamiento del presidente Trump en Estados Unidos, enmarcan el momento en que se celebró una votación para elegir a quienes ocuparán dos vacantes en el Senado.  Los candidatos electos estuvieron envueltos en escándalos; uno apresado y encontrado culpable dos veces por un jurado federal y el otro, participante de ofensivo chat. Estos acontecimientos vuelven a generar frustración y coraje. 

¿Hacia dónde vamos? ¿Qué tiene que cambiar? ¿Surgirá en las próximas elecciones el estilo de gobierno que la mayoría del pueblo reclama?  

Estamos inmersos en un proceso en el cual solo vemos los síntomas. Nuestras expectativas partidistas no resolverán los efectos que el neoliberalismo tiene sobre el pueblo. Si no adquirimos consciencia, no podremos conocer el nuevo paradigma mundial y seguiremos con nuestras apasionadas y pequeñas luchas entre puertorriqueños. 

Otras columnas de Edric E. Vivoni Farage

💬Ver 0 comentarios