Albert Torres Mercado

Punto de Vista

Por Albert Torres Mercado
💬 0

El poder de la incumbencia

En la ciencia política contemporánea existe un prolífico debate sobre los determinantes de la proporción de votos que obtienen los candidatos a diversos cargos de elección popular. La incumbencia ha sido señalada como una de las fuertes variables que pueden procurarles a los candidatos reeleccionistas una ventaja electoral frente a sus adversarios.

Las críticas a la gobernadora Wanda Vázquez Garced no han cesado, pero, sin embargo, cuando analizamos sus números en diferentes encuestas de distintos medios conocidos, Vázquez Garced lleva una leve ventaja frente a su adversario primarista, el licenciado Pedro Pierluisi Urrutia. En otras encuestas, ya de cara a las elecciones de noviembre frente a cualquier candidato del Partido Popular Democrático (PPD), así como frente a la licenciada Alexandra Lúgaro Aponte del Movimiento Victoria Ciudadana (MVC), el senador Juan Dalmau del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) y los demás candidatos, la gobernadora parece ampliar su ventaja significativamente. Entonces, ¿qué papel juegan las críticas en la aprobación o desaprobación de la gobernadora? 

La incumbencia es un fenómeno que da cuenta de la presencia de candidatos a la reelección en un proceso electoral determinado. Los incumbentes son, por lo tanto, quienes habiendo ejercido un cargo de elección popular se presentan en competencia para renovar su presencia por un periodo consecutivo de funciones. Cabe recordar que la gobernadora juramentó al cargo como un deber constitucional. Desde un principio ese escenario ha fortalecido su imagen y su discurso de que no es una política tradicional y su único interés es el pueblo ciertamente la ha favorecido. 

Las circunstancias que hemos estado viviendo como país increíblemente también la favorecen, ya que representan grandes preocupaciones e incertidumbre en el electorado y esos mismos factores indirectamente llevan a un gran sector de la población a preferir dejar en el cargo a una persona que ha trabajado tales circunstancias, en lugar de favorecer a otra persona que no ha lidiado con circunstancias similares. ¿Será que las críticas solo juegan un papel temporero?

Esa pregunta está por contestarse en unas semanas en el proceso primarista y posteriormente en las elecciones generales. Lo que sí sabemos es que es importante que todas esas personas que sienten indignación y coraje salgan a ejercer su derecho al voto responsablemente.


Otras columnas de Albert Torres Mercado

💬Ver 0 comentarios