Rolando Cruz

Punto de vista

Por Rolando Cruz
💬 0

El virus que creó dos Estados Unidos

Me resulta obvio pensar que en los últimos cinco años Estados Unidos ha estado más polarizado que nunca. El “Make America Great Again” ha levantado pasiones entre demócratas y republicanos, al nivel de que el presidente Donald Trump, para muchos, se ha convertido más en una figura de culto que un mero republicano tradicional. 

Además de lo controvertible que resulta este cuatrienio, donde Estados Unidos ha tenido una política de aislamiento en su liderazgo internacional, el COVID-19 adelantó situaciones que no estaban muy lejanas de ocurrir. La respuesta del presidente Trump ha sido muy pobre, respecto a que, desde un principio, se expresó diciendo que el alarmismo del virus era un fraude, una conspiración del Partido Demócrata para afectar la economía y el desempleo del país, para que su presidencia y porcentajes de aprobación se vieran afectados. Esto a tal nivel que retiró fondos de la Organización Mundial de la Salud, que a diario lo desmentía con información del virus. 

Hasta principios del mes de abril, en los lugares más liberales de Estados Unidos, su porcentaje de aprobación era más bajo, según encuesta de Marist Poll. Es obvio que esto sea así, pues el noreste y el oeste del país, con las ciudades más densamente pobladas y una población heterogénea, tienden a ser más liberales. Mientras que los lugares menos afectados, como el centro oeste y sur de Estados Unidos, piensan que el nivel de respuesta del presidente ha sido alto porque no han sufrido los mismos percances. Hoy por hoy los lugares conservadores de Estados Unidos no han sufrido el mismo daño que ciudades como Nueva York, por ejemplo. De aquí que el presidente decida que hay que abrir la nación y que sus puntos de aprobación se hayan mantenido estables en comparación con el resto del cuatrienio. Es aquí donde nos atrevemos a tomar un paso más hacia adelante al decir que el virus acabó de definir a dos Estados Unidos.

En fin, la nación no ha sufrido igual el impacto del coronavirus y por ello hay más división y polarización que nunca. Las “fake news” y desinformación masiva de los medios “mainstream”, controlados en su mayoría por los liberales de Estados Unidos, también han ayudado a agudizar esa división y fortalecido a su vez la figura del presidente, donde los números se han mantenido bastante iguales y se definieron dos Estados Unidos. 

Otras columnas de Rolando Cruz

💬Ver 0 comentarios