Rick Newman

Punto de vista

Por Rick Newman
💬 0

Hay que darle “reset” al turismo

El turismo se ha transformado de ser una industria en crecimiento a ser una de las industrias más afectadas por el COVID-19. Puerto Rico no puede darle la espalda a este sector de la economía. Debemos darle un “reset” a esta industria y evitar que se le dé “delete”.

La industria del turismo produce sobre 80,000 empleos y en el 2019 tuvo 2,265,987 registros hoteleros, según la Compañía de Turismo de Puerto Rico. De estos, 653,007 fueron registros de residentes de Puerto Rico y el restante 1,612,980 fueron no residentes. 

Por años se viene hablando de lo importante que es para Puerto Rico la exportación de productos. Tanto las organizaciones que representan sectores industriales, como nuestros gobernantes, legisladores y jefes de agencias han reconocido tal valor. Frecuentemente hablan de la industria turística en el contexto de la creación de empleos y actividad económica. En este sentir son apoyados por la vasta mayoría de nuestros economistas y académicos. Pero es interesante ver cómo pocos han percibido al turismo como industria exportadora.  Sí, industria exportadora.

La industria vende y mercadea sus productos en el extranjero y recibe visitantes quienes llamamos “turistas”. Estos invierten en nuestra economía mediante pagos por hospedaje, comidas y bebidas, transporte, excursiones y compras al detal. Cuando el producto terminado (el turista) abandona la Isla, deja su inversión en nuestro país. Fruto de la exportación.

Ya en el 2020, luego de que la industria turística hubiera comenzado a hacer “restart”, los terremotos y la devastadora pandemia nos han desviado por un camino oscuro, creando tiempos difíciles que han resultado en reducciones de plantillas de empleados, cierre de facilidades, contracciones económicas y reducciones en servicios prestados. Estamos todos oprimiendo el botón de “reset”, pero no muy diferente a lo que suele pasar con las computadoras, el botón no da la reacción que deseamos.

En el pasado se ha traído a la mesa la falta de una integración total de las rama Ejecutiva y Legislativa y los sectores comerciales e industriales, para así dar un enfoque de país a esta industria de exportación; ahora más que nunca el turismo requiere unir fuerzas para asegurar una política pública clara y así reponerse como industria de importancia en la economía. 

Es esencial identificar estrategias claras para que la industria turística pueda dar “reset” y así comenzar el crecimiento a un ritmo que permita una mayor contribución a la salud económica. 

Puerto Rico cuenta con la Organización de Mercadeo de Destino (DMO, por sus siglas en inglés), el ente líder con la responsabilidad de mercadear y vender nuestro turismo en el exterior. A la Compañía de Turismo le toca hacer lo propio con el mercado de turismo interno. Desarrollar el sector de la economía del visitante requiere un plan que identifique las estrategias y las métricas y deberá ser desarrollado con la participación de varios sectores públicos, privado y cuasi-públicos. Este plan deberá ser una iniciativa conjunta entre el DMO y la Compañía de Turismo, y deberá ser confeccionado con la colaboración de organizaciones como la Asociación  de Hoteles y Turismo de Puerto Rico, la Asociación de Paradores, los alquileres a corto plazo, Aerostar, la Autoridad de los Puertos de Puerto Rico, inversionistas, excursionistas, transportistas, las Comisiones de Turismo en la Cámara y Senado, el Departamento de Desarrollo Económico y Comercio; y para que  sea comprensivo, debe incluir algunos de los sectores de nuestra economía, como lo son los bancos y otras instituciones. 

El turismo global y las estrategias para penetrar los mercados han cambiado. El perfil del turista ya no es el mismo, sus metas y deseos como visitante han evolucionado.  Como tal, no podemos dejar de estudiar los conceptos que nuestra competencia ha adoptado ni los que motivan al turista. 

Evolucionar es una necesidad, no un capricho. Unir esfuerzos, mentes conocedoras y las experiencias es la receta para que el “reset” nos produzca los resultados que deseamos.

Otras columnas de Rick Newman

💬Ver 0 comentarios