Jaime Lluch

Punto de vista

Por Jaime Lluch
💬 0

Hong Kong y Puerto Rico

En un territorio pequeño con un pasado colonial, que tiene un gobierno sub-estatal con una autonomía muy peculiar, que pertenece a un país mucho más grande y poderoso con una identidad diferente, recientemente hemos visto protestas masivas en las calles contra una gobernante que ha sido muy cuestionada por sus decisiones y por su desprecio hacia su propio pueblo.  

Miles de personas han salido a las calles día tras día y la Policía ha usado gases lacrimógenos para dispersar a las multitudes.  El reclamo original que provocó el inicio de las protestas ya fue concedido por la gobernante, pero las protestas se han ampliado más allá de la querella inicial y ahora es un movimiento social pro-democracia con múltiples reclamos.   Ese territorio es Hong Kong en los últimos dos meses, aunque se parece en algunos aspectos a nuestro caso.  Lo más notable es que la protesta originalmente era sobre una impopular ley sobre extradición a China que la gobernante quería imponer, pero ella se vio obligada a retirarla (aunque de manera incompleta).  Sin embargo, el movimiento social en Hong Kong continúa.

Los movimientos sociales de protesta masiva y prolongada como el de Hong Kong o el de Puerto Rico descolocan a los partidos políticos porque les resta protagonismo y les recuerda que la democracia no les pertenece a ellos.  Como esto es tan novedoso, la misma radio, TV, y muchos periódicos de aquí todavía no han identificado cuál es el sujeto histórico que fue protagonista en las últimas dos semanas. Han desempolvado a exgobernadores (y una exgobernadora) con ideas y esquemas de fidelidades de otra época del PNP y PPD para que nos ilustren sobre lo que está pasando, cuando precisamente este ha sido un movimiento ciudadano muy alejado de los partidos políticos. No hay una “Gran Entrevista” que hacer, ni un líder político “gran entrevistado” que traer al programa radial o de TV: aquí el sujeto histórico hemos sido los que nunca nos hemos beneficiado de la red de amiguismo, conexiones, puestos y contratos y otros privilegios que se distribuyen entre sí los dos partidos gobernantes.

Fue el ciudadano de clase baja, o de clase media, o de clase media alta, que nadie conoce que sufrió los estragos de María durante meses o hubo una muerte en su familia a causa del huracán, que sufre la cruel embestida de la Junta de Control Fiscal, se indigna ante la corrupción rampante, es maltratado por la AAA, AEE, y Hacienda, sufre las filas del CESCO, vive la inseguridad diaria, es manipulado por las élites extractivas de los dos partidos y vive muy ajustado con un sueldo minimalista.  Fue la juventud nuestra que busca un futuro digno, y que ha visto la animosidad de la JCF contra la Universidad de Puerto Rico, y ve un aumento abusivo en el costo de la matrícula, ve una biblioteca que no tiene los libros que le inspirarían a hacer investigación, ve unos salones de clase en la UPR en Río Piedras, que no tienen WiFi, ni equipo audiovisual necesario en el siglo 21, ni siquiera un abanico que funcione.

En Hong Kong siguen protestando para proteger y profundizar su democracia. Trabajemos para que el “Verano Puertorriqueño” se prolongue y amplíe como el movimiento pro-democracia en Hong Kong y se convierta en una primavera duradera para Puerto Rico.

Otras columnas de Jaime Lluch

martes, 5 de noviembre de 2019

La Junta y los economistas

La JCF no es una entidad muy transparente y lo que se ve del récord público es muy limitado. Pero está claro que de los siete miembros de la JCF, solo el Dr. Andrew Biggs es un economista, plantea Jaime Lluch

miércoles, 23 de octubre de 2019

¿Por qué la indignación en Catalunya?

Más allá de lo jurídico, en realidad la indignación masiva se debe a que todo este drama es algo que tenía que resolverse a un nivel político, plantea Jaime Lluch

jueves, 17 de octubre de 2019

¿Cómo nos ve el Supremo?

Los jueces del Tribunal Supremo federal deciden sus casos a base de su identificación personal con los grupos sociales y políticos que serán afectados por los casos que ellos deciden, escribe Jaime Lluch

martes, 15 de octubre de 2019

Catalunya: justicia arbitraria

Jaime Lluch explica por qué el delito de sedición no se configura en el caso de activistas catalanes independentistas

💬Ver 0 comentarios