Ángel A. Crespo Ortiz

Punto de vista

Por Ángel A. Crespo Ortiz
💬 0

La Amazonia en llamas y lecciones isleñas

Desde 2013 se llevan registros sobre grandes incendios forestales en el Cono Sur. Desde ese año hasta el semestre de enero a agosto de 2019 se ha constatado un incremento de esos fuegos con más de 74,000 focos que han impactado la Amazonia, desde Brasil, pero que hoy se extiende a lo largo de Perú, Bolivia, Paraguay, lo que mantiene a los gobiernos, ejércitos y otras autoridades en desafío constante.

Como resultado inmediato, una deflagración política y social eleva una irritante discusión sobre los orígenes y causas de estos incendios, lo que lejos de unir voluntades exacerba los ánimos, creando un clima de desasosiego mayor.

Es importante entender que el fuego forestal es resultado del calentamiento global unido al comportamiento humano.  El doctor Rafael Méndez Tejeda, catedrático de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Carolina, es destacado investigador del tema, con trabajos post doctorales en la Universidad Complutense en Madrid y la Universidad de Florida, en Gainesville. En su libro “Calentamiento Global, la huella humana”, nos presenta cómo el calentamiento global acentúa largos periodos de sequía, lo que facilita que la vegetación se queme con mayor facilidad. Esto va de la mano con las prácticas humanas de incendiarismo, tanto accidental como deliberado.

En Puerto Rico hay registro de más de 73,000 incendios forestales desde 2013. Cuando observamos periodos de sequía o con déficit de lluvia, como los vividos desde 2012 hasta el presente, es cuando en la isla experimentamos más estos incendios. Cuando laboré como Jefe del Cuerpo de Bomberos de Puerto Rico, dirigí las operaciones de extinción de incendios del fuego en el Bosque Modelo de Adjuntas y otro gran incendio en el Valle de Gurabo. Ambos incendios me llevaron a recomendar al Gobernador levantar helibaldes con las naves de la Guardia Nacional con el fin de hacerle frente de manera agresiva, táctica y contundente a estos incendios. Estas operaciones costosísimas son necesarias en momentos de crisis como estos que se viven en la Amazonia.

Mientras, he aprendido que la educación y la integración multisectorial son claves en la prevención de los incendios. Para avanzar en la protección de los bosques, así como de estructuras y otros bienes, es importante el compromiso de todos. Gobierno, sector privado, agricultores, organizaciones de base de fe, estudiantes y otros grupos tenemos que hace un frente común.

Nunca olvidaré la Operación Puerto Rico Frente al Fuego. Durante la misma unimos a las secretarías de Agricultura y Educación junto al Servicio de Extensión Agrícola, el Recinto Universitario de Mayagüez, los alcaldes y alcaldesas de Patillas a Cabo Rojo y montamos una ofensiva efectiva durante seis meses. La iniciativa incluyó podar las orillas de las carreteras rurales, crear brechas para mitigar el impacto de potencial fuego en pastizales y abrir rutas para que los camiones pudieran desplazarse mejor en las fincas. Los estudiantes de decenas de escuelas participaron en algunas labores de mitigación. Al cierre de las jornadas, se incluyó una presentación de la Banda del Cuerpo de Bomberos para reafirmar la consigna “Puerto Rico frente al fuego, ni un paso hacia atrás”.

Esperamos que pronto la lluvia incremente y aporte al freno de los incendios forestales, pero sobre todo que entre hermanos aprendamos a hacer causa común para enfrentar estos fuegos que nos afectan a todos.







Otras columnas de Ángel A. Crespo Ortiz

jueves, 24 de octubre de 2019

El riesgo de olvidar las lecciones de Capeco

Ángel Crespo alude a la importancia de no olvidar las lecciones del gran fuego en Capeco, al cumplirse esta semana 10 años del peligroso evento

martes, 24 de septiembre de 2019

Lo que implican Karen y el sismo de anoche

A raíz del sismo experimentado la noche del lunes y la tormenta Karen que propicia lluvia intensa en todo el país, Ángel Crespo recalca la necesidad de preparación doméstica para fenómenos extremos

💬Ver 0 comentarios