Gustavo Vélez

Tribuna Invitada

Por Gustavo Vélez
💬 0

La hora de las decisiones difíciles

Luego de semanas de espera sobre la decisión en torno a cuál presupuesto regirá en el presente año fiscal, la jueza Laura Taylor Swain, quien supervisa el proceso de quiebra de Puerto Rico bajo la Ley Promesa, ya por fin ha decidido, a favor de los poderes que tiene el ente supervisor de las finanzas del gobierno. Esta decisión tiene varias dimensiones e implicaciones dentro de la actual coyuntura económica y fiscal que vive el país.

En primer lugar, valida los poderes que el Congreso de los Estados Unidos le proveyó a la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) mediante la Ley Promesa, para reestructurar la deuda de Puerto Rico y poner en orden las finanzas del insolvente Estado Libre Asociado. Por una diversidad de factores, desde la aprobación de Promesa, en julio de 2016, es un muy poco lo que la JSF ha logrado ejecutar del mandato que le provee el estatuto que la creó.

Un gobierno federal y local de salida, (julio – diciembre 2016), la entrada de un nuevo gobierno (enero 2017), que prometió enderezar las finanzas y pagar la deuda, para cinco meses después enviar $50,000 millones de la deuda pública al Título 3 de Promesa, y un devastador huracán, en septiembre de 2017, alteraron la implementación de los mandatos del Congreso a través de la JSF.

La propia JSF parece haber perdido el norte y el “momentum” ante el país, al no implementar con mayor determinación el mandato de disciplinar el gasto público, y la disciplina fiscal. Todo el mundo parece haber entendido que el país ha quebrado, excepto nuestra clase política, que insiste en gastar los recursos que no existen.

Luego de embarcarse en una negociación fallida con los poderes ejecutivos y legislativos, para aprobar la derogación de la Ley 80 (despido injustificado) de empleados del sector privado, representantes de los dos poderes constitucionales antes mencionados, demandaron a la JSF, cuando esta decidió implementar su propio presupuesto.

La decisión de la jueza de quiebras valida los poderes que la ley federal le provee a la JSF para establecer el presupuesto del gobierno, en tanto y en cuanto el gobierno no cumpla con los parámetros establecidos por el Plan Fiscal y los objetivos fiscales.

Más allá de la validez constitucional que tiene Promesa, el poder de controlar el gasto gubernamental a través del presupuesto, es la herramienta fundamental de la que dispone la JSF para hacer valer los objetivos de reestructurar las finanzas gubernamentales. Con la decisión de la jueza Taylor Swain queda claro que el presupuesto que regirá en el año fiscal 2018-19 será el de la JSF, que asciende a $8,760 millones.

La decisión de la jueza le envía un claro mensaje al gobierno, a la clase política, y al resto de la sociedad. Además, sirve para acordarnos de que, en primer lugar, el gobierno está en quiebra, por las malas prácticas administrativas y la mala gobernanza que hemos tenido durante las últimas dos décadas y, en segundo lugar, nos recuerda que llegó el momento de comenzar las decisiones dolorosas que por miedo a los costos políticos se han postergado.

Muy pronto, esta misma jueza ordenará comenzar a pagar la deuda pública reestructurada, posiblemente ordene mayores reducciones en el gasto, reducción de agencias, reducción de las pensiones y otras decisiones dolorosas.

Mientras más tiempo se insista en posponer la implementación de las medidas fiscales y de reactivación económica, más tiempo continuaremos en este limbo financiero en el que llevamos desde el 2014.

El “status quo” es insostenible, y las opciones no tradicionales ya se agotaron, así como el continuo juego político, que tampoco es una opción responsable. Llegó el momento de tomar las decisiones difíciles.

Otras columnas de Gustavo Vélez

martes, 13 de noviembre de 2018

La revolución de Julia Keleher

Gustavo Vélez aconseja, como ciudadano, que lejos de criticar en el vacío, buscar la manera de aportar a los cambios y al mejoramiento de las escuelas públicas

viernes, 9 de noviembre de 2018

Economía en gobierno compartido

El economista Gustavo Vélez comenta potenciales cambios en asuntos económicos en la capital federal ante el nuevo panorama político tras las elecciones de medio término efectuadas este martes

martes, 6 de noviembre de 2018

Tertulia en el cielo con Héctor

El economista Gustavo Vélez narra vivencias compartidas con Héctor Ferrer ante el momento de su repentina muerte

sábado, 27 de octubre de 2018

Puerto Rico: se une o se hunde

Es penoso que luego de doce años de depresión aún no exista la voluntad de transformar al país.

💬Ver 0 comentarios