Justo Méndez Arámburu

Tribuna Invitada

Por Justo Méndez Arámburu
💬 0

¿La Junta en conspiración contra la puertorriqueñidad?

Desde que la Junta de Control Fiscal comenzó su gestión impuesta sobre Puerto Rico, hemos podido presenciar las medidas de austeridad que le ha forzado a aprobar a la presente administración de gobierno y que penalizan a nuestras trabajadoras, nuestros trabajadores y nuestra gente pobre.

Ha sido un entendido generalizado que la Junta vino a apropiarse de nuestros dineros para desviarlos hacia los fondos buitres. Pero sus más recientes decisiones parecen contradecir ese supuesto. Las medidas que están imponiendo destruyen la economía de Puerto Rico, lo cual hará imposible generar grandes sumas de dinero para los buitres.

Varias de sus imposiciones atacan directamente columnas importantes de la puertorriqueñidad. La primera de estas ha sido el ataque contra la Universidad de Puerto Rico. La “IUPI” ha sido, desde su fundación, un centro de producción de pensamiento crítico, semillero de liderazgo que reafirma nuestra nacionalidad e identidad patria.

Otro sector que ha sido especialmente atacado mediante el recorte de sus fondos operacionales ha sido la cultura. Todas las instancias e iniciativas culturales se han visto afectadas, desde las gubernamentales como el Instituto de Cultura Puertorriqueña y otros centros culturales, hasta las ciudadanas.

Cada día son más los grupos, salas de teatro y otras representaciones de nuestro arte, que se ven forzados a cerrar. Esta semana nos enteramos de que la estadounidense que dirige el Departamento de Educación busca opacar la Semana de la Puertorriqueñidad, que año tras año ha ido tomando más fuerza en la reafirmación y defensa de nuestra identidad Boricua.

Y ahora surge que la otra estadounidense que nos llegó de Ucrania, en representación de la Junta, quiere recortar los salarios a las empleadas y empleados públicos. La Junta también ha osado recomendar que le reduzcan las pensiones a nuestra gente retirada, que le quiten el PAN y los subsidios de vivienda a nuestra gente pobre, para dirigir esos dineros a créditos contributivos para millonarios, ampliando el mantengo corporativo.

¿Qué es lo que estas medidas de austeridad lograrían? Destruir de una vez y por todas, la economía de Puerto Rico, ya en ruinas para la gente trabajadora y pobre. Multiplicar el éxodo de nuestra población. ¿Querrán también vaciar nuestro territorio para que los millonarios protegidos por ese mantengo corporativo se lo sigan apropiando, y convertirnos del paraíso de las megatiendas a un mega “resort” donde terminaríamos siendo empleadas y empleados de servicio a bajo costo y sin derechos laborales?

Las políticas que pretende imponer la Junta no tienen ninguna lógica. Solo se pueden entender como una macabra conspiración contra la puertorriqueñidad y contra nuestro pueblo, para apropiarse de nuestro patrimonio. Queda de nosotras y nosotros no permitirlo, caminando el camino imprescindible hacia la verdadera descolonización, que nos lleve a apropiarnos de nuestro destino, en la construcción del Puerto Rico que va a ser. ¡VAMOS!

El autor es educador y Coordinador General de VAMOS/Concertación Ciudadana

Otras columnas de Justo Méndez Arámburu

💬Ver 0 comentarios