Jaime Rosado

Opinión experta

Por Jaime Rosado
💬 0

La resistencia

Luis Pedro Toledo es coautor de esta columna.

Nuestra historia recién comienza de la siguiente manera: un día renunciamos a nuestros trabajos en uno de los conglomerados publicitarios más grandes del mundo, sacamos todos nuestros ahorros destinados al retiro y decidimos invertirlos para abrir nuestra propia firma publicitaria con base en Puerto Rico.

Muchos dirán que estamos locos, que la idea es descabellada, pero no mentimos al decir que de igual manera hay muchísimos más que estarán de acuerdo con eso que dice que el verdadero significado de la palabra locura “es hacer lo mismo una y otra vez, esperando obtener resultados diferentes”. A nadie le queda duda de que la crisis económica de más de 15 años, la devastación del huracán María, el éxodo poblacional y la crisis política le han enviado a Puerto Rico los mensajes más dolorosos, pero a la vez más oportunos de que la reinvención es la única salida para la prosperidad de la isla. Un modelo nuevo de país no puede construirse repitiendo las mismas ideas del pasado sin pretender arriesgarnos a hacer algo distinto. Precisamente nuestro gran enemigo es ese, no traer innovación a la mesa esperando que la suerte y no nuestra creatividad nos ayude a salir del hoyo. Y en el diseño de este nuevo país, la comunidad empresarial debe convertirse en la resistencia a lo tradicional, a lo gastado, y a los sistemas y fórmulas importadas que por completo ignoran por lo que el consumidor y emprendedor puertorriqueño han pasado y pasan diariamente para echar hacia adelante.

Inspirados en esa nueva ola de emprendedores puertorriqueños que están enarbolando la bandera de la innovación, el pasado 4 de septiembre nosotros también decidimos unirnos a esa resistencia. Después de veintitantos años como empleados multinacionales, rompimos las ataduras y pasamos a ser parte de la pujante comunidad de empresarios locales. Nos unimos a miles de puertorriqueños que tienen claro que solo haciendo las cosas distintas vamos a vivir de forma distinta. Lo hacemos con la convicción de que siempre haremos lo que es mejor para nuestros clientes y para sus clientes y empezaremos por hacer lo que es mejor para nuestros colaboradores internos, esos que en otros lugares se les llama empleados pero que para nosotros tienen una dimensión distinta. Así nace RosadoToledo&. Una nueva firma publicitaria que utilizará la extensa experiencia de sus socios fundadores a nivel regional y global y la adaptará a la realidad de marcas y empresas que hacen negocio en Puerto Rico. Creemos firmemente en siempre comenzar desde nuestra idiosincrasia local, pero con la aspiración de que nuestras soluciones creativas puedan también ser universales y luego ser exportadas a otros lugares del mundo. Pusimos nuestros apellidos en la puerta porque primero queríamos rendirle tributo a aquellos que nos criaron y segundo para recordarnos siempre de dónde salimos, que en definitiva es lo que nos hace originales. Decidimos colocar el símbolo “&”, que tradicionalmente separaría a nuestros dos apellidos, al final del nombre de la nueva firma, como un imán que busca atraer a todos aquellos que quieran colaborar con nosotros en la creación de las nuevas ideas que el país tanto quiere y necesita. El futuro de la economía puertorriqueña dependerá de que se siga fomentando y apoyando a los emprendedores locales y para ellos va todo nuestro respeto, admiración y respaldo. Cómo acabará nuestra historia está aún por escribirse. Al final, el tiempo dirá si nos equivocamos, pero nunca podrá acusarnos de que no nos atrevimos. A crear se ha dicho.

Otras columnas de Jaime Rosado

💬Ver 0 comentarios