Roberto Prats

Punto de vista

Por Roberto Prats
💬 0

Los nombramientos de la gobernante sin investidura

Se dieron los primeros nombramientos de envergadura de la candidata a la gobernación por el PNP y gobernadora constitucional, Wanda Vázquez Garced. Ya se intuye que su oposición real vendrá del mismo partido, cuyas estructuras apoyan a Pierluisi sobre ella. Si la Asamblea Legislativa le confirma su gabinete, ella gana. Si le ponen piedras en el camino, gana Pierluisi. Habrá que observar cómo se comportan los legisladores de mayoría en la tarea de darle a la gobernadora el gabinete que necesita para mejorar sus oportunidades de prevalecer en la primaria nuevoprogresista. Ahí, en la Asamblea Legislativa, se va a dar el duelo entre las dos figuras que dominan el escenario del Partido Nuevo Progresista.

La gobernadora tiene a su favor que ha nombrado personas relativamente desconocidas a la población y de primera impresión parecen probos y bien intencionados. En una sociedad que ha desarrollado una aversión a todo lo que suena político, eso es una buena movida para las gradas, pero mala para los que dominan los círculos de la política del país. 

Igualmente a su favor es su nueva exploración de afinidades con el presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz. Este último da todas las señales posibles para demostrar que dentro de su neutralidad en este duelo, se siente más cómodo con Wanda Vázquez que con Pedro Pierluisi. No creo que lo veremos de trulla y aguinaldo con Pierluisi en algún pueblo de la montaña. Por eso no sorprende su rápido apoyo a los nominados y promesa de confirmación expresa. El nuevo secretario de Estado tendrá que ser confirmado por la Cámara de Representantes también y veremos si el Speaker Johnny Méndez le hace el frente a Wanda Vázquez o si debilita a su candidato Pedro Pierluisi.

Por otro lado, en este intercambio de sillas musicales de las pasadas 24 horas, ha perdido a su secretaria de la Gobernación, Zoé Laboy, y a la asesora en Comunicaciones, Migdalia Rivera. Posiblemente las dos mejores mentes que la ayudaron a estar en posición de anunciar hace una semana su entrada a la candidatura a la gobernación.

El ascenso al poder de Wanda Vázquez Garced fue un accidente. Las condiciones de su llegada eran realmente atípicas. Le tocó ser gobernadora con un gabinete que ella no escogió. De hecho, fue sometida a un juicio ético por la misma administración que ahora le tocó, sin planificación, asumir sus riendas. Esa fue la realidad de su llegada. 

Pero no tomó mucho tiempo en descubrir los beneficios que da el poder de la incumbencia. El rango tiene sus privilegios y pronto se darán cuenta de que una campaña a la gobernación es más efectiva desde el poder que desde las gradas. Así es la política, aún para los que dicen no querer forma parte de ella y han tenido una gobernación sin investidura.

💬Ver 0 comentarios