Ramon L. Nieves

Tribuna Invitada

Por Ramon L. Nieves
💬 0

Los préstamos y la quiebra

Ya es un hecho el aumento a 1.3 centavos kw/h en las facturas de los abonados de la AEE. Este aumento es la consecuencia de años en los que la autoridad tomó préstamos irresponsablemente y, en algunos casos, de manera ilegal. Al igual que mis constituyentes del Distrito de San Juan, y como abonado de la AEE, me molesta el aumento, pero es mi función señalar que no sale de la nada.

Por años, la AEE decidió compensar su pérdida de ingresos y esconder sus ineficiencias internas a fuerza de préstamos. En 2010 y 2012, bajo la administración del PNP, llevó a cabo nueve emisiones de bonos, por $4.3 billones. Lamento decir que en esta administración, la AEE también tomó un préstamo de $673 millones.

Ahora, el liderato PNP se rasga las vestiduras mostrando una indignacion hipócrita ante el aumento de luz, tal vez olvidando su rol protagónico en los préstamos que quebraron a la AEE. Espero que las autoridades federales y locales tomen acción contra los funcionarios y miembros de la junta en la AEE y en el Banco Gubernamental de Fomento, así como los intermediarios que ganaron millones de dólares por autorizar esas transacciones, pues desde 2010 la AEE estaba técnicamente insolvente. Es injusto que el pueblo pague por las irresponsabilidades de monopolios fracasados.

El PNP y el liderato de la UTIER culpan a la Reforma Energética por el aumento de luz. Pura demagogia. Días antes de que se firmara la Ley de Reforma, la AEE admitió que no tenía dinero para comprar combustible. Pocas semanas después se quedó sin dinero para pagar sus bonos. Así que está más que demostrado que la Reforma nada tuvo que ver con el colapso financiero provocado por los préstamos mencionados.

Que quede claro: sin Reforma, y sin Comisión de Energía, la AEE estaría hoy en manos de un síndico y de los bonistas, quienes ya hubieran aumentado la luz de 8–11 centavos kw/h solo para pagar los bonos, y no para invertir en mejorar sus servicios. La reestructuración de la AEE que comenzó en 2014 ha logrado reducir a la mitad ese aumento indeseado.

Otras columnas de Ramon L. Nieves

💬Ver 0 comentarios