Benjamín Morales

El Catalejo

Por Benjamín Morales
💬 0

Maduro se afinca en su silla

Da lo mismo si hubo o no un atentado contra el presidente venezolano Nicolás Maduro. Lo único cierto a este punto es que la oposición venezolana sigue equivocándose malamente y que el gobierno bolivariano se fortalece con cada mala jugada de sus detractores.

Maduro salió ileso de lo que alega fue un intento de matarlo, mediante el uso de drones cargados con explosivos en medio de un acto militar en Caracas. Fuera de unos heridos leves y cientos de militares lastimados en su orgullo, tras ser captados en vídeo huyendo de las explosiones y dejando solo a su comandante en jefe, la verdad es que el incidente no llegó a mucho más.

Pero el gobierno venezolano ha sabido usar el atentado con maestría y ha colocado a sus opositores en la incómoda posición defensiva de no saber qué hacer, si acusarlo de inventar un ataque, darle la razón y mostrar solidaridad por el uso de la fuerza de la peor manera posible, o alinearse detrás de los presuntos responsables y llevar esa defensa hasta las últimas consecuencias.

Por ahora no queda otra que dar por buena la versión de Maduro, la cual, como dato concreto, no ha podido ser refutada por ninguno de sus enemigos, ni siquiera por Estados Unidos, muy dado históricamente, y más por estos días, a meterse donde no lo llaman cuando se trata de la política interna de países como Venezuela.

En ese contexto cabe señalar que en los días que vivimos la opción de un magnicidio es una abominación, sobre todo, cuando Venezuela celebró un proceso electoral que, si bien el gobierno hizo lo que dio la gana, no es menos cierto que la oposición le dejó la vía libre para ello, al retirarse y no dar la pelea en las urnas o en la polémica Asamblea Constitucional que creó el marco legal para que las reglas de juego fueran colocadas a favor de Maduro y su grupo.

El gobierno venezolano opera con total libertad porque está claro de que la oposición en Venezuela es una burla, que no tiene capacidad de unirse y que sus diferencias internas son tan profundas que se hace sumamente difícil que se convierta en una amenaza para la revolución bolivariana.

Por ejemplo, este atentado es fruto, si todo sigue como pinta, de un grupo de oposición extremista que piensa que matando al mensajero se elimina el problema, lo cual es un pensamiento sumamente ingenuo. Su accionar, que de seguro nada tiene que ver con la mayoría del colectivo de opositores en el país, ha causado un daño enorme a las aspiraciones de balance ideológico en Venezuela, pues ahora se instalará la percepción de que, en efecto, hay quien está dispuesto a usar la violencia extrema para hacerse con el poder, lo cual no es bien visto por la mayoría de la población.

Estas cosas ocurren, igualmente, porque no son pocos, sea dentro o fuera de Venezuela, los que no acaban de entender que el proceso de transformación política que inició Hugo Chávez se ha arraigado en sectores importantes del país, que ese movimiento tiene una base popular enorme y que cuenta con apoyo de círculos de poder que son financiados por la estructura económica gubernamental.

Quien quiera remover de la silla a Maduro tiene que acabar de darse cuenta de que en Venezuela no todo el mundo odia al presidente y lo que representa. Debe saber que una solución violenta no llegará a ninguna parte y la única vía de cambio es construir un movimiento de base social sólido que convenza a la mayoría de la población de que su propuesta es mejor que la revolución bolivariana.

La oposición ha sido incapaz de estructurar ese proyecto, porque sus diferencias internas y sus deseos de individualismo son más fuertes que la finalidad colectiva, una realidad que lo único que ha conseguido es que Maduro se afinque en su silla.

Otras columnas de Benjamín Morales

sábado, 11 de agosto de 2018

Maduro se afinca en su silla

El periodista Benjamín Morales Meléndez comenta sobre las pretensiones para sacar del poder al presidente venezolano Nicolás Maduro y plantea que movidas de la oposición lo han afincado en el cargo

sábado, 28 de julio de 2018

La reforma constitucional en Cuba

El periodista Benjamín Morales Meléndez expresa que si los cubanos se mueven a un modelo al estilo China o Vietnam, nacerá una economía que marcará la región

sábado, 14 de julio de 2018

Daños autoinfligidos en Cuba

El periodista Benjamín Morales Meléndez explica las dificultades que han tenido en Cuba los negocios cuentapropistas

💬Ver 0 comentarios