Rafael Torrech San Inocencio

Punto de vista

Por Rafael Torrech San Inocencio
💬 0

Mitigar: un mejor Puerto Rico

Puerto Rico contará en los próximos años con más de 12,000 millones de dólares federales para la mitigación de desastres. La forma mas sencilla de definir mitigación es el desarrollo de obras y acciones dirigidas a evitar la pérdida de vidas y propiedades en caso de desastres naturales futuros.

Ninguna otra jurisdicción en Estados Unidos ha contado con una oportunidad así. Esta ha sido la mayor asignación de fondos del “Hazard Mitigation Grants Program” (HMGP/404) de FEMA, llegando al tope de lo que el Congreso alguna vez anticipó que sería el peor desastre. A HMGP se le suman $8 mil millones asignados en la última remesa el programa “Community Development Block Grant-Disaster Recovery” (CDBG-DR) del Departamento de la Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD). Eso no incluye otras posibles mitigaciones colaterales del Programa 406 de Mitigación de Riesgos de Asistencia Pública de FEMA, y posibles sobrantes del procedimiento de estimados fijos de costos del procedimiento 428, también bajo FEMA.

Esta abundancia de recursos son una esperanza para Puerto Rico. La mitigación HMGP tiene la ventaja particular de que puede aplicarse a instalaciones que no sufrieron daños. O sea, que trascienden lo averiado por María para fortalecer y mejorar lo que sea necesario para que no haya pérdidas futuras en huracanes, terremotos y tsunamis, entre otros. Puerto Rico tiene una única e irrepetible oportunidad de reconstruir, fortalecer, mejorar y perfeccionar su infraestructura a largo plazo. Toda la angustia, la desesperanza y las penas del huracán María pueden revertir como una bendición soslayada, que nos ayude a crear, reconstruir y construir un mejor país.

Para crear conciencia de esta gran oportunidad entre municipios y organizaciones sin fines de lucro elegibles, el Centro de Estudios Puertorriqueños de Hunter College (CUNY) y el Instituto de Desarrollo Empresarial y Acción Comunitaria (IDEAComún) crearon una caja virtual de herramientas de mitigación. Esta incluye un manual de mitigación y oportunidades de apoyo, un vídeo y otros materiales sin costo sobre la mitigación.

Pero el tiempo apremia. La Oficina de Reconstrucción del Gobierno de Puerto Rico (COR3), a cargo de los fondos HMGP, estableció el 30 de agosto como fecha límite para radicar cartas de intención (en línea) para proyectos de mitigación HMGP. El Centro e IDEAComún han preparado plantillas e instrucciones escritas para ayudar a articular estas cartas de intención. Sin embargo, la magnitud e importancia de estos fondos para el futuro de Puerto Rico hace necesario que el COR3 extienda la fecha límite y evite la exclusión de cientos de proyectos vitales.

Este proceso de complica más ante la ausencia de planes de mitigación actualizados. Para recibir fondos todo proyecto tiene que estar en el plan de mitigación del estado o del municipio correspondiente. Pero en esencia, los 78 planes municipales están obsoletos.Doce de ellos estaban expirados cuando nos azotó María y los restantes carecen de la perspectiva, no solo del impacto del desastre de 2017, sino de la actual disponibilidad de recursos multimillonarios para mitigar mejor.

La Junta de Planificación, con apoyo de FEMA, comenzó a actualizar los 78 planes de mitigación municipales. El proceso, delegado a contratistas estadounidenses, ha dejado mucho que desear. En las atropelladas vistas de participación ciudadana, requeridas por FEMA, muchos asistentes no tenían claro qué es mitigación y cuál es la importancia a largo plazo de este proceso. Hay formas mejores de planificar en Puerto Rico.

Esta oportunidad sin precedente para reconstruir un país más fuerte y resiliente no puede estar sujeta a la prisa y arbitrariedad. El COR3, la Junta de Planificación y las otras agencias estatales y federales concernidas tienen que crear espacios más informados e inclusivos para hacer esta mitigación un paso definitivo de avance para el país. La meta no se limite a gastar los fondos, sino a invertirlos efectivamente en un mejor Puerto Rico para todos.

Otras columnas de Rafael Torrech San Inocencio

jueves, 14 de noviembre de 2019

La burocracia como arma contra la reconstrucción

No es fortuito que una madeja de procedimientos y complicaciones burocráticas emerjan como un arma deliberada para retrasar y escatimar los fondos de reconstrucción que legalmente nos corresponden, sostiene Rafael A. Torrech San Inocencio

martes, 10 de septiembre de 2019

Mitigar sin instrucciones

En ciertos asuntos como la mitigación de riesgos, esta improvisación pone en peligro la vida y propiedad en caso de un desastre futuro, argumenta Rafael Torrech San Inocencio

💬Ver 0 comentarios