Jon Borschow

Tribuna Invitada

Por Jon Borschow
💬 0

Nuestros turistas hallan encanto

Tengo la costumbre de entablar conversaciones con extraños. Hablo con mozos, secretarias y taxistas, pero tengo una predilección especial por hablar con turistas. Últimamente, he hablado con cientos de visitantes –la mayoría originan de Estados Unidos, pero también he visto algunos de Canadá, Colombia, Brasil, Noruega, Suecia, Gran Bretaña, Alemania, Italia, España, Francia y hasta de China, India y Japón. A todos les pregunto, ¿por qué decidieron llegar a Puerto Rico? ¿cuál era su expectativa? ¿cómo ha sido su experiencia, buena o mala? ¿Considerarían regresar? Sus respuestas me animan y reafirman que podemos aumentar exitosamente el número de visitantes y, con la actividad económica que éstos generen, revertir nuestra crisis financiera.

Pero vamos a las conversaciones con los visitantes…

Nos visitan -principalmente- por las mismas razones que nos han estado visitando turistas por los últimos 60 años: para huir de temperaturas invernales y pasar unos días en un lugar con sol y playa. Confiesan que lo que los atrajo fueron cosas más bien transaccionales -un buen “package”, un vuelo conveniente, el no tener que traer pasaporte o pasar inmigración, ni requerir un plan.... Venir a Puerto Rico no estaba en su “bucket list” ni soñaban con nuestra Isla del Encanto. Igual, en otras circunstancias, podrían haber terminado en cualquier otro destino en el Caribe, en México, Florida o hasta en el Mediterráneo, el Mar Rojo o el Pacífico.

Habiendo llegado aquí por razones casi accidentales –como si hubieran sacado a Puerto Rico de una tómbola de cientos de destinos de sol y playa– empezaron a descubrir “nuestro secreto”, uno tan misterioso que nosotros los puertorriqueños no lo llevamos al consciente. Nuestros visitantes, con extraordinaria uniformidad, atestiguan que Puerto Rico tiene un encanto que no esperaban, algo que va mucho más allá de nuestras excelentes playas. Nos dicen que Puerto Rico les ha brindado experiencias maravillosas en dimensiones que no podían imaginar: el arte, la historia, la música, la cultura, la gastronomía, la alegría y espíritu hospitalario del puertorriqueño. Manifiestan su encanto, pero a la vez su frustración, porque a causa de su desconocimiento, no planificaron y separaron muy pocos días para su visita. Sus buenas experiencias han estimulado su apetito por regresar y explorar a fondo a Puerto Rico.

El reto es que no podemos devolver la prosperidad a Puerto Rico si solamente llegan aquellos visitantes que salen de la tómbola de los destinos de sol y playa. Tenemos que lograr que todo el mundo aspire a conocer el secreto de Puerto Rico. Solo lo podemos lograr visibilizando nuestro encanto en todas sus dimensiones y que sirva de atractivo para visitantes potenciales con todo tipo de preferencias. Tenemos que mercadear nuestro destino de tal manera que caiga en los “bucket lists” de todos y que la marca de Puerto Rico resplandezca con la magia seductora de nuestras experiencias únicas.

Para eso tenemos que lograr la creación de una organización para mercadear el destino, genuinamente privada, sin fines de lucro, de criterio objetivo e independiente, aislada de la dimensión político partidista, con continuidad de propósito y profundidad de conocimiento. Tiene que estar al tanto de las tendencias globales y ser ágil e innovadora. Tiene que usar las nuevas tecnologías y las redes sociales para alcanzar al visitante potencial del mundo de una manera eficiente. Tiene que poder medir impactos y evaluar resultados.

Emerge un consenso multisectorial que entiende la importancia de la economía del visitante como punta de lanza para el desarrollo económico. Como parte de ese consenso, el Gobierno ha sometido un proyecto de ley para la creación de una organización de mercadeo del destino o DMO (Destination Marketing Organization). Es importante que este proyecto se apruebe con prontitud y con todas las garantías de objetividad que requiere, para asegurar su continuidad e independencia de criterio. Ha llegado el momento. ¡Puerto Rico lo necesita!

Otras columnas de Jon Borschow

jueves, 16 de agosto de 2018

Apostemos en grande a nuestro destino

Jon Borschow alude a los primeros resultados de una investigación de mercado para Puerto Rico como destino turístico y la oportunidad de inversión a corto plazo

viernes, 20 de julio de 2018

La seguridad del visitante

Jon Borschow indica que el gobierno – sea estatal o municipal - tiene un papel importante que jugar en la seguridad de nuestros visitantes, sea personal policiaco, alumbrado público o calidad de agua.

💬Ver 0 comentarios