Rafael Cox Alomar

Tribuna Invitada

Por Rafael Cox Alomar
💬 0

¿Para qué reorganizar el PPD?

Por ahí andan algunos miembros de la expirada Junta de Gobierno de mi Partido Popular Democrático intentando endilgarle la derrota a David Bernier.

Que si de repente bajo su presidencia el PPD perdió la pizca de capital político que le quedaba; que si cambió el logo del partido sin encomendarse a nadie; que si se vestía de azul y no de rojo en las caminatas; que si andaba con una gorra gris para arriba y para abajo; que si le abrió la puerta a la estadidad; que si no manejó a tiempo el maloliente caso de Perelló y sus secuaces; que si se creía candidato independiente; que si su esposa era más efectiva que él en la tribuna; que si no administró bien su campaña quedándose sin dinero para enfrentar la recta final; que si no comunicó de forma efectiva su mensaje; que si pecó de ingenuo al escoger un equipo de trabajo inexperto y sin malicia política; que si ahora se quiere perpetuar en la presidencia a pesar de su derrota para aspirar nuevamente en el 2020; y sabe Dios cuántas cosas más.

No se equivocó Napoleón cuando, al firmar en tierras rusas el tratado de Tilsit de 1807, recalcó que la victoria tenía 100 padres y que la derrota era siempre huérfana. En el PPD parece que no se le reconoce orfandad a la derrota, sino que se le quiere achacar su paternidad exclusivamente al pasado candidato a la gobernación. Después de todo, echarle la culpa a Bernier -quien lleva meses sentado en un sillón de alfileres- es mucho más fácil que asumir la responsabilidad colectiva a nivel institucional.

La realidad es que, en el análisis final, la responsabilidad suprema por la derrota recae sobre la Junta de Gobierno, el Consejo General y la Asamblea General del Partido. ¿Por qué? Porque no han sabido estar a la altura del momento histórico. Porque se han dejado mangonear por los presidentes de turno; porque no ejercen criterios independientes para salvaguardar el legado de la institución; porque llevan años urdiendo componendas en cuartos oscuros sin atreverse a hacer valer el Reglamento del partido -el mismo que ahora invocan para indisponer a Bernier cuando ellos mismos jamás lo han respetado.

Sobre si Bernier, o cualquier otro compañero, debe ser el candidato a la gobernación en 2020 eso que el pueblo popular lo decida en una primaria abierta y democrática cuando llegue el momento. Lo que sí hay que reconocer es que tanto Bernier como Alexandra Fuentes se echaron encima, a pulmón, la defensa del PPD en el momento más difícil -difícil no por culpa de ellos sino por la mendacidad y corrupción del gobierno popular más mediocre en la historia electoral puertorriqueña.

Lo que hay que preguntarse ahora es: ¿reorganización: por qué y para qué? ¿Para ganar elecciones y servirle de tonto útil a los Anaudi de la vida? ¿Para hablar medias verdades sobre el ELA que ya la PROMESA mató? ¿Para aferrarnos al miedo y a la flojera de rodillas? ¿Para propiciar el juego de las sillas musicales en los organismos del partido?

Si de lo que se trata es de reorganizar por reorganizar olvidémonos del PPD como herramienta política, a ponerle candado al carapacho de Puerta de Tierra y a confinarlo al sarcófago de los recuerdos quizás en el Museo de la UPR o en la Fundación Luis Muñoz Marín.

Terminemos con el doble discurso, modernicémonos, comencemos a parir ideas inteligentes sobre cómo administrar el País en esta apretada coyuntura, insertémonos constructivamente en Washington, seamos un centro de pensamiento y acción sobre política pública, saquemos a los buscones de la Junta y de los cuerpos directivos que ven al PPD como una ATH, institucionalicémonos y no dependamos tanto del presidente de turno, rompamos los cacicazgos monárquicos y vayamos en busca de la juventud hablándoles con la verdad sobre el futuro, la descolonización y la patria.

Otras columnas de Rafael Cox Alomar

sábado, 15 de septiembre de 2018

La eterna crisis argentina

El licenciado Rafael Cox Alomar señala que para Puerto Rico, el más reciente episodio de la eterna crisis argentina debe servir de elocuente recordatorio de que de nada sirve salir pasajeramente de la crisis para volver a caer en el hoyo nuevamente.

viernes, 7 de septiembre de 2018

El anónimo del New York Times

El licenciado Rafael Cox Alomar argumenta sobre la cuarta sección de la vigésimo quinta enmienda de la Constitución de los Estados Unidos que alude a un mecanismo para la destitución de un presidente en funciones

jueves, 23 de agosto de 2018

¿Cárcel para Donald Trump?

El licenciado Rafael Cox Alomar discute la probabilidad de un proceso de residenciamiento contra el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump

miércoles, 15 de agosto de 2018

¿Reforma constitucional en Cuba?

El licenciado Rafael Cox Alomar argumenta sobre disposiciones de la Constitución de Cuba que mantiene intactas el anteproyecto de un nuevo texto constitucional que será presentado en un referendo el próximo 24 de febrero

💬Ver 0 comentarios