Félix Jiménez

Buscapié

Por Félix Jiménez
💬 0

Periodismo: entre verdades y mentiras

Si se pudiera entender —a ciencia cierta o incierta— la capacidad de los comentaristas instantáneos de Facebook, que reciben, consumen con delirio, procesan y luego redactan y llegan a una conclusión sobre un tema en treinta segundos, el mundo y sus deseadas versiones mejoradas estarían listos para consumo inmediato. La felicidad estaría a la vuelta de la esquina. Llegaría el éxtasis. Pero la vida así no es y no es así.

El periodismo, mi casa natural, se extiende en tiempo porque se extiende en ganas de entender, investigar, preguntar y de vez en cuando con la gracia necesaria mantenerse en la mente de los lectores como información vital, como registro de una pesquisa necesaria. En los días del papel —que deben ser siempre— la vitalidad de la información se mediaba por su credibilidad, por su intención de retratar, narrar y resolver, si era posible, una cuestión particular. Ya no.

El nódulo de una red social informativa es mantener por siempre viva y constante cualquier pedazo de mentira o verdad que alguien escribió y firmó y que —inmediatamente— se entrona por breves minutos o por siempre como parte de un todo. Verdades parciales. Mentiras totales. Engaños seductores. Tomaduras de pelo.

El cansancio que produce la pesquisa sobre la verdad alternativa (o la mentira indefinida) hace que se encuentren siempre en batalla campal el deseo y la triste realidad. Leo algo, me lo creo, lo rastreo y ya —si ideológicamente me conviene o pasionalmente me entretiene— pues me lo creo, lo repito, lo defiendo, lo “posteo”. Esa es la visión lineal de esta realidad que se construye cada segundo, que se revisa cada segundo. Y, penosamente, que en algún lugar se mantendrá erguida como verdad-a-ser-constatada. Ya no hay borrones en las pantallas. Se pierde la oportunidad de olvidar lo que nunca fue o nunca pasará.

Pero se gana también, se gana mucho. Se gana la oportunidad de sentirse feliz con las mentiras que has escogido para venerar y reproducir en tu página. Pero eso, sabrás, no es periodismo.

Otras columnas de Félix Jiménez

sábado, 6 de abril de 2019

Lo que queda

El escritor Félix Jiménez reflexiona sobre el crimen del periodista Jamal Khashoggi

sábado, 23 de marzo de 2019

Infancias

El escritor Félix Jiménez reflexiona sobre las infancias de otras generaciones y las que viven hoy niños expuestos a la miseria, a la separación de sus padres en la frontera y otras penurias del nuevo siglo

viernes, 15 de marzo de 2019

Cajitas de magia

El escritor Félix Jiménez expone que las ilusiones perdidas tienen una larga media vida, y la pena que sigue es imposible de calibrar

sábado, 23 de febrero de 2019

La islita bonita

Félix Jiménez relata la dura cotidianidad de un viequense, quien al igual que el resto de los moradores de las islas municipio, está a merced de la incertidumbre de una lancha para moverse y sobrevivir

💬Ver 0 comentarios