José Aponte Hernández

Tribuna Invitada

Por José Aponte Hernández
💬 0

PNP: 50 años de lucha por la estadidad

Este mes de agosto, el Partido Nuevo Progresista (PNP) conmemora 50 años de haber sido fundado. Creado como instrumento de justicia social para todos los ciudadanos americanos que residen en la isla mediante la búsqueda de la estadidad, la colectividad ha sido pieza clave en el desarrollo socioeconómico de Puerto Rico desde entonces.

Durante las pasadas cinco décadas, líderes del PNP han sido quienes han implementado las más abarcadoras reformas laborales, educativas y salubristas en nuestra historia. Tanto la implementación del salario mínimo federal, así como el bono de Navidad, ocurrieron debido a los esfuerzos de administraciones nuevoprogresistas. De igual manera, la Reforma de Salud en los años noventa le dio la oportunidad a los más vulnerables a tener acceso a los mejores servicios médicos disponibles.

Pero lo que ha caracterizado a mi partido desde su comienzo es la lucha por lograr la igualdad. Desde don Luis A. Ferré hasta Ricardo Rosselló, todos los gobernadores del PNP, junto a las legislaturas estadistas, han movido el asunto del estatus para resolver tan indigna desigualdad. Esto, porque la raíz de todos los problemas económicos y sociales que estamos confrontando es la desigualdad que vivimos bajo la inmoral condición colonial.

En 50 años han sido muchos los avances que juntos hemos logrado para alcanzar esa nueva estrella, esa igualdad. En 1968, el PNP se convirtió en el primer partido estadista en prevalecer en una elección y elegir un gobernador. Se han radicado varios proyectos de admisión en el Congreso, incluyendo uno en el Senado federal, algo histórico. También el pueblo se ha expresado en dos ocasiones avalando la estadidad.

La estadidad está cerca, eso lo sabe el pueblo y la oposición política. Por eso, algunos líderes de otros partidos han intentado de todo para tratar de continuar encadenando al pueblo a la miseria de vivir bajo una colonia que no permite el desarrollo de nuestra gente. El PNP no va a permitir eso.

El Congreso y la Casa Blanca tienen la responsabilidad de actuar sobre el reclamo de los puertorriqueños, libre y democráticamente expresado en los plebiscitos de estatus de 2012 y 2017. Ese es nuestro reto, como hace 50 años fue el reto de dn Luis lograr una mayoría estadista. No vamos a claudicar en nuestra lucha por la estadidad, porque se reconozca la igualdad para los ciudadanos americanos residentes en Puerto Rico.

El PNP ha sido un partido vibrante, lleno de energía producida por un norte definido: la estadidad. Estoy convencido de que los mejores días del PNP y de Puerto Rico están delante de nosotros. El trabajo continua, con más empuje y pasión que nunca porque nuestra gente necesita la estadidad y sólo el PNP puede ser el instrumento de lograrla.

Otras columnas de José Aponte Hernández

💬Ver 0 comentarios