Eduardo Villanueva

Tribuna Invitada

Por Eduardo Villanueva
💬 0

Trump no es Hilarante

Hilaridad es algo que provoca risa. Se define como: risa ruidosa y algazara causada por lo que se oye o lo que se ve: No creo que Hillary lograra hacer ver a Trump como un incompetente al punto que nos provocara risa.

En varias áreas se notó una similitud ideológica en el conservadurismo de ambos, aunque Hillary sabe disfrazarlo más elegantemente. El debate entre Trump y Hillary, desmiente a los que creían que Hillary, intelectualmente, es muy superior a Trump. Algunos se sentirán frustrados por no ver una ventaja sustancial en el desempeño de ambos candidatos.

Examinemos porqué Trump luce a la par con Hillary. Trump realizó sus estudios secundarios en una escuela militar. Estudió en la Universidad de Fordham, se especializó en la Universidad de Pennsylvania y en la Wharton Business School con una Maestría en Administración de Negocios, lo que le ha permitido enfocar su campaña como quien hace un estudio de mercado.

En términos académicos no es un incompetente, aunque sus valores y su racismo disten mucho de ser lo que quisiéramos que fueran en un jefe de Estado.

Hillary ingresó en 1969 en la Universidad de Yale, donde se matriculó en Derecho. Una vez graduada como abogada en (1974), comenzó a trabajar en Cambridge para la Children's Defense Fund. Al mismo tiempo ingresó en el consejo directivo de la compañía de distribución Walmart (Datos tomados de biografías y vidas). Ambos son dos conservadores, férreos defensores del sistema neoliberal, con variantes metodológicas, partícipes de lo que se ha llamado: “El Fundamentalismo Democrático” (libro de Juan Luis Cebrián), que establece que Estados Unidos es el policía del mundo y que su sistema de vida es el modelo que deberían seguir los demás países.

Trump es candidato viable en un sistema que ha sido criticado por ser antidemocrático, en vista de que se vota por delegados y no por voto directo, bajo una reglas que permiten incluso que los delegados cambien su voto y voten por un candidato que no tuvo la mayoría de los votos electorales (delegado infiel le llaman). Esa situación se ha dado, aunque pocas veces. De hecho, George Bush hijo, salió electo con menos votos que Gore cuando se invalidaron más de 95 mil votos emitidos por la vía electrónica en Florida, donde era gobernador su hermano Jeb Bush.

El Colegio electoral se compone de 538 votos y resulta electo el que obtenga 270 votos. En un país de cerca de 360 millones de personas, vota alrededor del cuarenta por ciento y el que resulta electo, puede serlo solo con 22% del electorado, en vista de que la mayoría capacitada para votar no vota.

Trump ha hecho su análisis de mercado y sabe que el sector racista vota más que el sector liberal y educado, que es crítico del sistema. Ofrece bajar impuestos, aumentar la seguridad pública, limitar las fronteras para que los migrantes, especialmente latinos, no decidan elecciones. Obama venció a Romney porque capturó cerca de dos terceras partes del voto latino. Bush dijo en una reunión con Zedillo, presidente de México: “los líderes debemos legar a futuras generaciones, puentes y no muros”.

Con eso ganó una elección que le agenció votos de migrantes. Trump sabe que esos votos no serían suyos y por eso promete muros y no puentes. Dice Trump: “los países que quieran seguridad, que paguen por ella”. Buen argumento para el contribuyente que siente que sus contribuciones no van a mejorar escuelas, carreteras, servicios de salud, infraestructura y seguridad pública.

Puro análisis de mercado político electoral que hace que ambos candidatos estén cerca en la preferencia del votante. Hillary, antigua asesora de Walmart, no es ninguna liberal y por eso se le hace tan difícil capturar la imaginación del elector crítico. Dura elección para el elector promedio y para el mundo que sufrirá la consecuencia de las decisiones del líder que resulte electo.

Otras columnas de Eduardo Villanueva

miércoles, 14 de noviembre de 2018

Alex Cora: crónica de una injusticia

El abogado Eduardo Villanueva opina que Cora y Carlos Delgado habrían sido víctimas del discrimen en el deporte en Estados Unidos

martes, 4 de septiembre de 2018

De hostias y servicios

El abogado Eduardo Villanueva analiza las circunstancias que median en el pleito de las pensiones en la Iglesia Católica

💬Ver 0 comentarios