Zoé Laboy Alvarado

Punto de vista

Por Zoé Laboy Alvarado
💬 0

Wanda, recapacita

Escuchar, a través de la página en vivo de endi.com, a un joven gritar por un altoparlante las palabras “y de aquí no nos vamos hasta que Wanda renuncie”, me provoca tantos sentimientos. Entre otras cosas, siento tristeza, dolor, preocupación y me provoca preguntar si aprendimos algo del verano 2019.

Aquel sábado en la noche del mes de septiembre, cuando Wanda Vázquez me hizo el acercamiento para unirme a su equipo como secretaria de la Gobernación, hablamos de cuánto habíamos aprendido de los gritos y exigencias parecidas a la que hoy escucho, pero en aquella ocasión, contra “Ricky". Hablamos de la urgente necesidad de verdaderamente escuchar al pueblo, de trabajar para traer resultados a Puerto Rico y de considerar lo mejor para nuestra gente, como único factor al momento de tomar decisiones.

Los días fueron pasando, logros se fueron alcanzando y elogios a su gestión se convirtieron en la norma. Entonces, la dedicación absoluta dejó de ser absoluta y llegó el día en que ustedes y yo nos enteramos por la prensa de que Wanda había decidido correr una campaña política con la meta de convertirse en gobernadora electa de Puerto Rico.

Con mucho respeto a Wanda, porque sé que opinamos diferente, eso no era lo que Puerto Rico necesitaba. Insisto en que, ante la tan difícil situación que enfrentamos como pueblo, Puerto Rico necesitaba y necesita, una gobernadora dedicada exclusivamente a hacer lo que aquel sábado estaba tan claro en su mente. 

Convertirse en candidata no le permitiría atender, sin otra distracción, las necesidades de nuestro pueblo y sus decisiones serían evaluadas desde un punto de vista partidista y no administrativo. ¡El tiempo ha convertido ese temor en realidad!

Sin embargo, ese grito de “Wanda renuncia”, ¿qué busca? ¿Qué provocaría si surtiera efecto y ella renunciara? Nuestra Constitución, una vez más, entraría en juego y el secretario de Estado, quien antes tendría que ser confirmado por el Senado, se convertiría en el nuevo gobernante. Él, o la próxima persona en la línea sucesoria establecida por nuestro estado de Derecho, sería el o la gobernante con una nueva política pública, que necesitaría tiempo para aprender y ganar el respeto de los y las que hoy son sus compañeras de gabinete. En un abrir y cerrar de ojos, este nuevo gobernante con su equipo, comenzando a adaptarse, enfrentaría la realidad de no poder presentar medidas legislativas (la única sesión de este año es de enero a junio), la realidad de unas primarias y la realidad de unas elecciones. Y Puerto Rico, ¿qué? Estancado. Sin resultados. Con un gobierno con menos credibilidad, ante nuestro pueblo y los del exterior.

Entiendo, respeto y hasta comparto la frustración de muchos y muchas, pero ¿es “Wanda renuncia” lo que le conviene a Puerto Rico? Me parece que Puerto Rico no puede sufrir, ante nosotros y ante los que nos miran desde afuera, el golpe de otra nueva administración; un tercer gobernador, dentro de un mismo cuatrienio. Y, aunque imagino que algunos pudieran pensar que este escrito es producto de que ella no es mi candidata o de que lo digo para que Pedro Pierluisi no tenga primarias en mi partido, les aseguro que lo afirmo porque insisto en que #PRPrimero (y respeto a aquellos que me crean y a los que no). Creo que lo que debe pasar, poniendo a Puerto Rico primero, es que la gobernadora se dedique y concentre exclusivamente en servir a nuestro pueblo, sin la distracción de una campaña para gobernadora electa, particularmente hoy que estamos sufriendo las consecuencias de desastres naturales adicionales. 

Wanda, es momento de recapacitar. Como me dijiste ese sábado, ¡Puerto Rico Primero!


Otras columnas de Zoé Laboy Alvarado

miércoles, 19 de febrero de 2020

El daño de las “terapias de conversión”

Zoé Laboy Alvarado declara que las técnicas de esas “terapias” son devastadoras, particularmente por su impacto negativo en la autoestima de la víctima

martes, 18 de febrero de 2020

Menores “mulas” de droga

Zoé Laboy Alvarado señala que es hora de que, tanto el gobierno de Puerto Rico como el federal, actúen ante la inaceptable, injusta y abusadora práctica de usar a nuestros menores

miércoles, 12 de febrero de 2020

Mentiras y realidades de Trump

Los daños que tanto el huracán María como los recientes terremotos han causado ameritaban, como mínimo, un “estamos con ustedes” de parte de Trump, dice Zoé Laboy

💬Ver 0 comentarios