(semisquare-x3)
Este dron es manipulado desde una tablet por un humano. (YouTube/TheQUTube)

Ante el inminente peligro de que desaparezcan los corales, diversas instituciones del mundo han puesto manos a la obra para tomar medidas y protegerlos.

Por ello, la Universidad de la Tecnología de Queensland y la Universidad Southern Cross, en Australia, diseñaron un robot que será el encargado de cuidar estos ecosistemas. 

El nombre de este artefacto es Larvalbot y se trata de un dron que es capaz de cargar con 100,000 larvas de coral para esparcirlas en zonas requeridas, gracias a un sistema inteligente que le permite identificar las regiones que pueden ser beneficiadas con este “cultivo”. 

Los expertos monitorean su trayecto a través de una tablet para saber en qué momento soltar la carga. Esta tecnología se había venido probando en los últimos meses y ahora ya se está usando en la Gran Barrera de Coral, ubicada en Australia y considerado el arrecife más grande del mundo.

Fue entre 2016 y 2017 que diferentes sucesos causaron la destrucción de corales en la Gran Barrera, lo que desató la preocupación internacional, algo que los científicos atribuyen al calentamiento global, uno de los principales culpables de esta catástrofe natural. 

Ahora, el objetivo es “aumentar la escala y la eficiencia en la entrega de larvas microscópicas directamente en secciones dañadas de los arrecifes", aseguró a Digital Trends el profesor Peter Harrison.

Aunque el proceso será un poco tardado, pues se calcula que la misión rendirá frutos entre seis y nueve meses, periodo en el que se observara el crecimiento de estos corales.

Sin embargo, los responsables de este proyecto aseguran que hay muy buenas señales y en caso de que sea un éxito, planean llevar este método a otros lugares como Filipinas.


💬Ver 0 comentarios