Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

pizza, bill english, tallarines, pasta, nueva zelanda (horizontal-x3)
"Estoy de acuerdo con la piña, pero no con los tallarines. Es como comer 'pan con pan'", dijo uno de los muchos usuarios que comentaron en Facebook. (Archivo / GFR Media)

En febrero pasado, los comentarios del presidente de Islandia, Guðni Th. Jóhannesson, respecto al uso de la piña como ingrediente en la pizza, dieron pie a un debate en el que incluso participó Sam Panopoulos, un griego-canadiense que asegura haber inventado la pizza hawaiana en 1954.

Cabe recordar que en esa oportunidad la discusión comenzó luego de que el mandatario islandés dijera frente a un grupo de niños, que la pizza con piña no es de su agrado y que si tuviera la potestad, la prohibiría en su país.

Tras la afirmación, los usuarios de las redes sociales comenzaron de inmediato a manifestar su apoyo o rechazo a Jóhannesson, el que fue calificado como héroe por algunos, en tanto otros lo llamaron villano.

Por su parte, Panopoulos defendió su receta, asegurando que gracias a ella la gente empezó a atreverse a combinar sabores que antes eran impensados.

El debate llegó hasta ahí, pero hoy este plato típico de la cocina napolitana es nuevamente objeto de discusión, luego de que el lunes el primer ministro de Nueva Zelanda, Bill English, publicara una fotografía en su cuenta de Facebook, compartiendo con sus más de 79 mil seguidores la comida que había cenado su familia noche anterior.

"La comida que cociné para mi familia anoche. Pon 'me gusta' si estás de acuerdo con los tallarines enlatados en la pizza", escribió English junto a la imagen de dos pizzas preparadas con salsa de tomates, jamón, tomates naturales, piña (para desgracia del Presidente islandés) y... tallarines.

Los comentarios no se demoraron en llegar y ya van en casi los 2 mil. "No apoyo sus políticas, pero los tallarines en la pizza es algo que puedo respaldar", escribió Dan Robinson.

"Tallarines enlatados en la pizza, finalmente un primer ministro que se relaciona con el pueblo", opinó Sam Murgatroyd.

"Lo siento Bill, un hombre que pone tallarines en una pizza no es apto para dirigir a mi país, no cuente con mi voto en las próximas elecciones", publicó por su parte Aly Refaat.

"En primer lugar no creo que esas cosas enlatadas puedan ser calificadas como tallarines y en segundo lugar nunca deberías poner tallarines en una pizza. Qué bueno que no estás en Italia, Bill, o podrías ser excomulgado", escribió Frank Doherty.

"Estoy de acuerdo con la piña, pero no con los tallarines. Es como comer 'pan con pan'", dijo Cristina Chersano.


💬Ver 0 comentarios