Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
Desde la izquierda, María Rodríguez, Alondra Belaval y Alexandra Piovanetti juegan Pokémon Go frente a una heladería en Condado. (Xavier García)

Oír hablar de términos como “PokéStop”, “Lures” y “PokéGym”, hace semanas atrás, era casi el  equivalente a escuchar palabras en un idioma o  jerga desconocida, sin relevancia alguna. Solo los fanáticos de los dibujos y juegos animados Pokémon, cuya popularidad explotó en los años 1990, en este lado del mundo, eran capaces de entender o identificarse.

La realidad en estos momentos es otra. El apoteósico lanzamiento del juego Pokémon Go a principios de julio, ha hecho que desde los más jóvenes, adultos e incluso las personas de mayor edad, en algún momento en los últimos días hayan oído, leído, visto o hasta jugado la popular aplicación. A la fecha, hay sobre 75 millones de jugadores repartidos entre los   poco más de 30 países, donde se  ha lanzado la aplicación. Esto es el resultado de la magnitud del impacto que ha representado a nivel de innovación, la evolución de un juego tradicional, que comenzó como un juego de cartas animadas.

El juego se ha convertido en una de las aplicaciones más utilizadas, donde los usuarios deben atrapar a personajes virtuales conocidos como pokémons,  dentro de un contexto de la vida real de sus usuarios.

Desde su lanzamiento oficial, el 5 de julio, la aplicación ha batido todos los récords siendo el juego que más rápido sobrepasó la barrera de las 50 millones de descargas en tan solo 19 días. Aunque el juego aún no supera en usuarios al rey de las redes sociales como Facebook, sí le gana en el tiempo promedio que pasan los jugadores conectados a la aplicación. Según el sitio Sensor Tower, que mide el rendimiento de las aplicaciones móviles, los usuarios de Pokémon Go pasan un promedio de 33 minutos con 25 segundos conectados al juego. Mientras, que los usuarios de Facebook, la segunda aplicación más utilizada, promedian un uso de 22 minutos y 8 segundos.

Pero este no es el  único récord que ha batido Pokémon Go. En días recientes, la publicación Forbes reseñó un estudio hecho por el servicio de inteligencia de data de SurveyMonkey, que define el perfil de sus jugadores en Estados Unidos. Sorprendentemente, la investigación arrojó que el 63% de los jugadores son mujeres y solo un 37% hombres. Se desprende que la mayoría de  las mujeres tienen estudios universitarios y son profesionales. Un hallazgo que rompe con la norma en lo que se refiere a juegos electrónicos, un terreno dominado por los hombres. El estudio también revela que el grupo mayor de usuarios está entre los 18 a 29 años con un 46%, seguido del grupo de entre 30 a 50 años (25%). En cuanto a ingresos, el perfil de jugadores revela que el 45.8% genera un promedio de $50,000 al año, mientras que el 19.6% devenga entre sobre $50,000 hasta un tope de $100,000.

El propio creador del juego John Hanke, presidente de  la startup californiana Niantic, en expresiones hechas a los medios, se mostró sorprendido por este perfil demográfico. Dijo que ellos no cuentan con esos datos porque el registro del juego solo requiere un ID de usuario y el correo electrónico. Explicó que para obtener esa demografía dependen de un tercero.

Para los expertos, Niantic pudo desarrollar lo que ha sido considerado  como el mejor ejercicio de realidad virtual accesible a las masas, donde convergen exitosamente la realidad y la ficción. Para lograrlo, Hanke se valió de la franquicia de Pokémon –propiedad de Nintendo (empresa que tiene un 30% de acciones en el juego), así como del sistema de localización geográfica, imágenes y mapas de Google, quien oportunamente fue su antiguo patrono.

El hoy llamado “gurú de la realidad virtual” trabajó por 15 años en Google como uno de los desarrolladores principales del proyecto que creó Google Maps y Google Earth. De hecho, Google, también forma parte del grupo de accionistas de Pokémon Go.

Plataforma publicitaria

No obstante, más allá de la innovación y la acogida que ha representado el lanzamiento de este juego, el mismo se ha convertido en una nueva plataforma para que las marcas puedan acercarse a sus públicos y  conectar con sus consumidores.

“Nosotros los publicistas vemos a Pokémon Go como el primer ejemplo masivo donde la distinción entre el mundo real y el virtual se está borrando. Es una aplicación que requiere que sus usuarios salgan, jueguen y socialicen. Lo vemos como una gran oportunidad para dirigir tráficos a tiendas y a lugares de interés para las marcas”, reveló  José Ramón González, estratega de DDB Latina en Puerto Rico.

Edgardo Manuel Rivera, principal ejecutivo de DDB Latina en Puerto Rico,  reveló que tomando el auge de la aplicación, ya realizaron el primer evento de activación masivo para su cliente Coca Cola,  en el área del Viejo San Juan.

Sostuvo que el evento contó con la presencia de unos 4,000 usuarios, que llegaron durante  el pasado fin de semana  al casco histórico con la excusa de jugar. “La intención era que jugaran por el Viejo San Juan y conocieran lugares de interés turístico y cultural”, detalló.

Por su parte, el estratega expresó que “para asegurar que la experiencia fuera exitosa, ya que  el juego descarga bien rápido los teléfonos, colocamos dos estaciones de recarga de Coca Cola en  la Plaza del Quinto Centenario, para que pudieran jugar sin problemas”.

Además, dijo  que  compraron lo que se conoce como “Lures”, una especie de luz virtual que crea un campo de   atracción  para que los pokémons  aparezcan. Estos “Lures” duran unos 30 minutos activos y solo pueden ser lanzados en los PokéStops o Poké paradas. La experiencia es que cuando hay uno activo, los jugadores  acuden al lugar a atrapar pokémons. Sólo los jugadores que han llegado a niveles avanzados en el juego pueden activar un “Lures”, además de  comprándolos.

Conceptos básicos

El experto en el juego y administrador de la páginade Facebook “Pokémons Go Puerto Rico”, Samuel Otero, detalló que las Poké paradas son lugares previamente identificadas por los creadores del juego donde los jugadores acuden para recargarse de municiones. Entre ellas pueden haber  lugares públicos, atracciones culturales, museos, iglesias, negocios privados y parques. “Niantic ha escogido los lugares donde la gente hace usualmente check-ins, que son puntos de referencia  y que tienen fotos que han subido a Google los mismos usuarios”, indicó.

Se estima que el juego ha establecido sobre 15 millones de Poké paradas en todo el mundo, incluyendo a lugares tan remotos como el Polo Norte. 

El joven, que también es programador, señaló que otro componente importante en la dinámica del juego son los PokéGyms o Poké gimnasios, lugares donde los jugadores van a “pelear”, con tal de debatirse el dominio del lugar. Según Otero, este concepto de los gimnasios es similar al que aparece en la serie animada donde los jugadores, quienes pertenecen a uno de los tres equipos del juego: Mystic, Instinct y Valor deben enfrentarse y defender su supremacía con otros contendientes. “Por lo regular, los gyms están en las iglesias pero también hay en  negocios y comercios privados, pero no es lo usual”, dijo.

Oportunidad comercial

La consultora de negocios en mercadeo digital, Ivelisse Arroyo, explicó que el juego abre una nueva posibilidad de publicidad y promoción para  los negocios donde hay gyms o que son PokéStops. “El tráfico de personas jugando con la aplicación puede aumentar las ventas o las visitas a estos lugares. Mientras atrapas un Pokémon, ¿por qué no tomar un momento para reflexionar, tomar una limonada o un helado, o hasta janguear en el club?”, señaló.

Incluso Arroyo indicó que ya  hay casos de personas que han capitalizado con ideas innovadores de negocios ambulantes, ubicándose estratégicamente donde están los PokéStop.

  Ya hay reportes en Estados Unidos sobre negocios que han aumentado sus ventas por el flujo de personas que ha llevado a sus negocios Pokémon Go. Sin embargo, un sondeo informal realizado por Negocios a varios negocios locales que son paradas o gyms de pokémons aún no ha reflejado de manera concisa esa realidad.

No todo es positivo

Uno de ellos es el negocio Buenos Ayres, en Condado, que figura como  un PokéGym. María Marty, propietaria del lugar, afirmó que ella no está de acuerdo con que su restaurante argentino forme parte del juego, ya que su experiencia hasta el momento no ha sido positiva. “Cuando me enteré que éramos un gimnasio entré en histeria, porque lo primero que veo en nuestra página de Facebook es un post de un jugador diciendo que estaba en mi restaurante ‘peleando’ y todo lo que utilizaba eran palabras soeces”, detalló.

La empresaria dijo que ese no es el tipo de público que quiere atraer a su negocio. “Es muchachería que se reúnen en grupo, pero no consumenen mi restaurante”, añadió, al tiempo que explicó que ya están en trámites con su abogada para ver de qué manera logran salirse del juego.

Este no ha sido el caso de otros comercios como Don Frappe, en Añasco, donde a pesar de que no han visto un cambio sustancial en sus ventas, el hecho de que sean un PokéStop, no les ha afectado su operación rutinaria.

“Sería difícil determinar si las ventas han mejorado a razón de eso. Esta temporada (verano) ya es una muy buena para nosotros y recibimos un volumen alto de consumidores”, destacó Cristian Byron, uno de los encargados del lugar. 

“Somos un negocio familiar por lo que sí hemos visto a muchos visitantes jugando Pokémon Go mientras están en fila esperando sus frappés o mientras esperan su comida”, añadió.

Aprovechan el momentum

YamBurger, en Miramar, es otro de los negocios que aparece como un PokéStop, teniendo justo al frente un PokéGym. A pesar de que su propietario no estuvo disponible para hablar con Negocios, uno de sus empleados sí confirmó que desde que lanzó el juego en Puerto Rico han notado un incremento en la cantidad de personas, especialmente jóvenes y niños que están visitando el lugar.

Lo mismo ha ocurrido con el restaurante Melanzana, también en Miramar, donde han notado una demanda de los clientes por las mesas que quedan cerca del PokéGym y el PokéStop, que tienen al lado del restaurante, confirmó su propietario Sandro Calenda.

“Los primeros días que lanzó el juego notamos que se querían sentar en las mesas cerca del cristal para estar cerca de la bicicleta de metal que está afuera y que es un PokéStop. Inicialmente no sabíamos por qué, pero luego nos enteramos que era por lo del juego”, relató el empresario, quien se mostró confiado en que todo el movimiento de jugadores en los alrededores de su negocio termine por beneficiarle.

El especialista en redes sociales José Hernández, confirmó que muchos comercios ya se están aprovechando de la promoción gratuita que les está atrayendo el juego lanzando promociones y campañas de redes sociales sobre Pokémon Go.

“Los negocios se pueden aprovechar del impacto que está creando este nuevo juego porque les ofrece una innovadora plataforma para la autopromoción y les ayuda a aumentar la venta de sus productos o servicios. Sin embargo, yo diría que el 80% de los comerciantes desconocen el potencial que tienen en sus manos”, afirmó Hernández.

Mencionó que hay negocios que son PokéStop que están comprando “Lures” para atraer a jugadores a consumir en sus comercios.

Futuras oportunidades

 Por lo pronto, Otero explicó que en estos momentos la empresa desarrolladora del juego Niantic no está aceptando nuevas solicitudes para ser un PokéStop o para tener un PokéGym, a pesar de que en su página corporativa tiene una sección para ello. Pero lo que se especula es que la empresa próximamente comenzará a comercializar con esas posibilidades. Ya McDonalds anunció que llegó a un acuerdo económico con los creadores de Pokémon Go para que en cada uno de sus restaurantes haya una parada o un gym.

Claro está, hay otras marcas que han que han tomado ventaja de la situación realizando campañas o promociones en torno al tema. Un ejemplo de ello fue el caso de Hyundai, cuya agencia de publicidad Kroma, lanzó un esfuerzo de redes sociales para prevenir accidentes en la carretera, dirigido a los jugadores de Pokémon Go. Para ello, utilizó la imagen del deportivo Veloster y la convirtió en el popular personaje del juego, Pikachu. En las primeras 42 horas, el post fue visto por sobre 230,000 usuarios.

De igual forma, aprovechó el “momentum” T-Mobile, quien anunció que ofrecería a todos clientes data ilimitada gratis para jugar Pokémon Go.  La proveedora explicó que  los clientes nuevos y existentes tendrán data ilimitada de alta velocidad gratis para jugar Pokémon Go, en los Estados Unidos y Puerto Rico, hasta el 27 de agosto. Para que sea gratis por todo un año deberán bajar a su celular la aplicación T-Mobile Tuesdays, que, además, les obsequia todos los martes con un premio distinto.

La proveedora informó que desde que se lanzó la aplicación de T-Mobile Tuesdays a principios del mes de junio, se han hecho 5 millones de descargas de la aplicación y se han otorgado 8 millones de premios, entre los que figuran pizzas de Domino’s, taquillas para ir al cine y Frostys de Wendy’s.

Aunque no se sabe hasta cuándo durará la fiebre de Pokémon Go, expertos afirman que esto es solo el principio del impacto que tendrá en las vidas de las personas la realidad virtual.


💬Ver 0 comentarios