Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

rivera guerra (horizontal-x3)
Momento en el que Rivera Guerra lanza el golpe hacia el manifestante. (Captura)

El representante del Partido Nuevo Progresista, José Luis Rivera Guerra, protagonizó esta tarde una pelea mientras intentaba entrar al Capitolio, donde decenas de sindicatos se manifiestan en contra del Proyecto de la Cámara 938, que reduciría beneficios a los empleados públicos.

En un vídeo publicado por una reportera de Caribbean Bussines se ve el momento en el que Rivera Guerra le lanza un codazo al líder sindical de la Universidad de Puerto Rico, Julio Vargas, quien denunció que resultó con heridas en la lengua, en la cabeza y uno de sus ojos. Rivera Guerra aseguró que actuó en defensa propia.

“Cuando traté de entrar al Capitolio tuve que esperar frente a la puerta porque no me abrían. En ese momento, un grupo de manifestantes comenzaron a rodearme, a gritarme, llamaron a otros manifestantes para que me asecharan y alguien me agarró por la cintura. En ese momento, me defendí para que me soltaran. Inmediatamente todo el grupo comenzó a agredirme, me escupieron. Me habían amenazado de muerte, mi vida estaba en riesgo. Actué en defensa propia. Obviamente ante esa situación tenía que defenderme", explicó el legislador en declaraciones escritas.

Pero Vargas dice que el legislador había sido advertido de que no podía entrar. “¡Fuera, fuera, fuera!”, gritaban los manifestantes momentos antes de la agresión, mientras impedían el acceso a la Casa de las Leyes.

“Tenemos los accesos a Cámara y Senado bloqueados, pero las personas pueden salir, lo que no podían era entrar. Se le indicó a Rivera Guerra que no podía entrar. Él se paró en la puerta a mi lado izquierdo, yo me paré al lado de él, y le digo a los compañeros: ‘Se quedan aquí’. ¿Qué procedió a hacer Rivera Guerra? Todos lo vieron. Con su codo, tiró hacia arriba, me rompió la lengua y en el ojo me agredió”, narró Vargas tras el incidente.

El golpe provocó que se enfrentaran a los puños. Inmediatamente, agentes de la Policía que se encontraban en los predios escoltaron al representante al edificio anexo.

“Esto no se puede permitir. La agresión, que tanto nos acusan a nosotros los trabajadores, miren cómo se comporta la gente que son electas”, dijo Vargas y aceptó que se defendió del golpe “con sus manos”. “Dijeron (la Policía) que vieron cuando él agredió”, añadió.

Ahora Vargas aseguró que hará una denuncia contra el representante.

"Es lamentable que una manifestación desemboque en impedir el paso de legisladores y trabajadores a descargar sus responsabilidades en el Capitolio. Nuestra administración defiende la libertad de expresión y el derecho a manifestarse y rechaza cualquier tipo de agresión. Toda agresión y evento violento será investigado por las autoridades pertinentes. Hago un llamado a la cordura y el respeto mutuo a todos a la hora de ejercer su derecho a la libertad de expresión", reaccionó el gobernador Ricardo Rosselló mediante un comunicado de prensa. 

Desde las primeras horas de este jueves, una veintena de sindicatos se manifiesta en el Capitolio en repudio al Proyecto de la Cámara 938.

La convocatoria de hoy está encabezada por sindicatos como la Unión Independiente Auténtica (UIA), Utier, Uitice, Unión de Empleados de la Corporación del Fondo del Seguro del Estado (CFSE), Unión de Empleados de la Autoridad de Edificios Públicos y la Hermandad Independiente de Empleados Profesionales de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (HIEPAAA), entre otros.

Las intenciones del Proyecto de la Cámara 938 encendieron aún más la mecha de las uniones que representan a empleados públicos, al punto de que han decretado varios paros y una jornada intensa de manifestaciones para el 1 de mayo, cuando se conmemora el Día Internacional de los Trabajadores.

Esta medida, conocida como la Ley de Cumplimiento con el Plan Fiscal deroga las disposiciones de los convenios colectivos negociados a través de los años, que podrían obstaculizar el cumplimiento del plan fiscal aprobado por la Junta de Supervisión Fiscal.

Entre los beneficios que se verían afectados, la medida dispone una reducción en la aportación patronal en el pago del plan médico y elimina el pago por horas extras.


💬Ver 0 comentarios