Iván Batista, junto a la Miss Mundo de Puerto Rico 2005, Casandra Castro, llevaba cuatro meses recluido en el Doctor's Center en Bayamón. (horizontal-x3)
Iván Batista, junto a la Miss Mundo de Puerto Rico 2005, Casandra Castro, llevaba cuatro meses recluido en el Doctor's Center en Bayamón. (Teresa Canino )

El fotógrafo Iván Batista, quien murió ayer a consecuencia de complicaciones de salud, era un mago dentro de su profesión.

Su arte resaltó la belleza de importantes modelos, reinas de belleza y actrices como las puertorriqueñas Roselyn Sánchez, Marisol Malaret, Joyce Giraud y Desirée Lowry.

Además, capturó con su lente a personajes de la política y de la sociedad boricua. Y como si fuera poco, también fue el editor de su propia revista, Escape.

El talentoso artista de 56 años falleció a las 5:30 de la mañana del domingo, luego de permanecer recluido, desde el pasado lunes, en la sala de cuidado intensivo del hospital Doctor Center de Bayamón

José Batista, su medio hermano, destacó que aunque no estuvo mucho con su medio hermano cuando eran jóvenes, fue quien estuvo con él en esta etapa de su vida junto con su madre, Nydia Rosado. 

“Como hermano él era lo máximo, y a pesar de nuestras peleas nos queríamos mucho”, sostuvo José.

El fotógrafo será cremado en la funeraria Celestium de Carolina, aunque la familia no ha decidio aún si se celebrará un acto religioso.

Batista recorrió un espectro amplio en sus proyectos: lo mismo trabajaba para las revistas de moda más reconocidas del país y agencias de publicidad, como para el programa No te duermas en su segmento de modelos “El poder de la semana”, así como en el “El bombón de Así” de Primera Hora.

“Lo quería tanto porque siempre daba el máximo, siempre con una sonrisa para todos sus compañeros. Empezó en Imagen cubriendo sociales y su única situación era de movilidad por su peso. Luego fue demostrando todos sus talentos. Tengo una gran tristeza porque no se cuidó”, expresó la primera Miss Universo puertorriqueña Marisol Malaret, quien reclutó a Iván mientras era directora de la revista en la década de los 80.

“Es una pérdida bien grande para el mundo de la moda. Iván era considerado un maestro de la fotografía, antes de salir la fotografía digital; era famoso por las fotos de belleza. Todos querían ser retratados por él porque todas sabíamos que íbamos a quedar fabulosas. Sabía como usar  la luz para cautivar”, comentó, por su parte, la modelo y empresaria Desirée Lowry.


💬Ver 0 comentarios