(semisquare-x3)
Empresarios que laboran por su cuenta han llamado al Departamento de Hacienda para que les oriente sobre la nueva contribución opcional, pero el personal les ha dicho que los reglamentos de la reforma contributiva no están listos. (GFR Media)

En medio de los cambios de mando que se han suscitado en el Departamento de Hacienda esta semana, a miles de contribuyentes, sobre todo los empleados por cuenta propia, les preocupa cómo les afectará la reforma contributiva, y lamentan la poca o ninguna orientación que han recibido de la agencia.

Empresarios que laboran por su cuenta, que prefirieron no se les identificara por miedo a represalias, señalaron que han llamado a Hacienda para que les oriente, en particular sobre la nueva alternativa —denominada contribución opcional— y el personal con el que han hablado les ha dicho que aún los reglamentos no están listos, razón por la cual no pueden aclararles las dudas.

La contribución opcional permitirá a las personas que trabajan por cuenta propia acogerse al pago de una tasa fija menor sobre el ingreso bruto, pero no podrán reclamar deducciones ni créditos. La posibilidad de pagar una tasa contributiva menor ha interesado a muchos empresarios y por eso, desean conocer los detalles de cómo pueden acogerse a ella.

No obstante, los contadores públicos autorizados (CPA) han advertido que, pese a que a priori puede sonar atractivo acogerse a una tasa contributiva menor, a la larga algunos contribuyentes pudieran terminar pagando más dinero al fisco. Por eso, han enfatizado que estos contribuyentes le pidan a su preparador de planillas o CPA que haga el ejercicio con cada alternativa para poder evaluar cuál es la que más le conviene.

Sin embargo, como los reglamentos de la nueva reforma contributiva no están listos, los empleados por cuenta propia no han podido analizar su situación contributiva y determinar si la contribución opcional es la mejor alternativa para ellos.

Aunque estos cambios contributivos aplicarán para la planilla que rendirán en el año 2020, se supone que estos proveedores de servicio deben notificarle este año a Hacienda cuál es la alternativa contributiva que seleccionaron.

Al frente de Hacienda está, de manera interina, el secretario auxiliar de Rentas Internas, Francisco Parés. El gobernador Ricardo Rosselló nombró ayer a Raúl Maldonado como nuevo secretario de Hacienda ante la abrupta salida el pasado viernes de Teresita Fuentes. Maldonado fue el jefe de Hacienda desde principios del cuatrienio, y hace seis meses dejó el cargo para ocupar la secretaría de la Gobernación.

En entrevista con El Nuevo Día, Parés indicó que él permanecerá como secretario interino hasta que la Legislatura atienda el nombramiento de Maldonado.

“El cómputo opcional va a entrar en vigor ahora, pero este primer año es atípico y se va a permitir que puedan hacer la selección de la contribución opcional en la planilla el año próximo”, dijo Parés.

No obstante, los que generan $100,000 o menos tendrán que tomar la decisión ahora, y en o antes de este viernes Hacienda publicará un boletín informativo que explica cómo pueden hacerlo.

En esencia, el boletín tratará sobre el requisito de la declaración jurada que aprobó la Legislatura en el proyecto cameral 1919. Parés reconoció que ha sido “un reto” poder implantar la reforma este año, y señaló que pese a que Rosselló aún no ha firmado la medida, el boletín trata sobre lo mismo que dice el proyecto.

El proyecto 1919 señala que los proveedores de servicios tendrán que someter una declaración jurada al agente retenedor —o sea a quien los contrate—, en la que especifique, entre otras cosas “una afirmación de que estima de buena fe que su ingreso bruto durante el año contributivo será igual o menor de $100,000”. Las corporaciones que ofrecen servicios deberán hacer lo mismo.

Para Gloribel Noriega, exempleada de Hacienda y propietaria de E-Tax en Familia, estas enmiendas son una improvisación. “Muchos de estos cambios se dan porque el gobierno está tratando de ver cómo Hacienda sale mejor, no el contribuyente”. Señaló que tradicionalmente las leyes se implantan cuando los reglamentos están listos, no antes.

Preguntas sin respuesta

Noriega cuestionó qué ocurrirá con el proveedor de servicios que presente una declaración jurada estimando que recibirá $100,000 o menos en ingresos, y al finalizar el año resulta que generó más dinero. “¿Lo penalizarían, cuál sería la consecuencia? ¿Y qué ocurre si no hace la declaración jurada? Son cosas que no están claras”.

Preguntó además si Hacienda le impondrá “una camisa de fuerza” al proveedor de servicios para que escoja a principios de este año una de las alternativas contributivas. “¿Pretenderá Hacienda que la decisión de acogerse a la contribución opcional se ejerza antes que acabe el año contributivo y de forma especulativa, sin conocer los datos específicos que competen a dicha determinación, ya que no ha transcurrido el periodo contributivo en cuestión?”, preguntó Noriega, quien tiene un negocio de preparar planillas.

Otra duda que tienen ella y sus clientes en cuanto a la nueva contribución opcional, para la cual Hacienda no ha brindado aún respuesta es: cuánto ingreso se puede recibir de otra fuente que no sea por cuenta propia sin que se invalide el derecho a utilizar esta opción. La duda surge debido a que la ley establece que para tener derecho a la contribución opcional, el ingreso debe provenir “sustancialmente” del ingreso por cuenta propia.

Otros proveedores por cuenta propia han preguntado que, si se acogen a la contribución opcional, ¿pueden pedirle a su agente retenedor que les aumente la retención en el origen a 12%, 15% o 20%, según sea el caso? Tampoco está claro cuál es la directriz para los que generen más de $100,000 en ingresos anuales, según la presidenta de E-Tax en Familia.


💬Ver 0 comentarios