(semisquare-x3)
El Senado de Puerto Rico. (GFR Media)

El proyecto que crea la nueva Ley de Armas tendrá los votos en el Senado luego de que se le introduzcan una serie de enmiendas, anticipó el portavoz de la mayoría en el Senado, Carmelo Ríos.

El senador anticipó que no solamente la medida sería aprobada en la cámara alta, sino que posiblemente también en la Cámara de Representantes antes de que finalice la sesión legislativa, que concluye el 8 de noviembre.

“Es un proyecto que el gobernador va a poder firmar. Va a garantizar derechos y garantiza que gente prudente y razonable, sin importar que tenga dinero o no, ejerzan el derecho y puedan practicar el deporte”, afirmó en entrevista con El Nuevo Día. “Quiero enviar un mensaje de que esta ley no es para convertir a Puerto Rico en el viejo oeste. Esta ley no es para que cierta gente haga lo que no han podido hacer”.

Ríos reconoció que existe un fuerte cabildeo entre algunos armeros, miembros de clubes de tiros y defensores de la segunda enmienda de la Constitución de Estados Unidos -que protege el derecho de los ciudadanos a poseer y portar armas- para que se apruebe el proyecto tal y como fue radicado por el senador del Partido Nuevo Progresista Nelson Cruz Santiago.

“No es una ley para eliminar el crimen, como algunos pretenden. Una pistola en las manos de una persona que no la sabe usar es tan peligroso como una persona armada que entra a tu casa”, afirmó Ríos.

Recientemente el senador Henry Neumann, quien evaluó la medida como presidente de la Comisión de Seguridad Pública del Senado, dijo que la posesión de armas de ciudadanos “tiende a disuadir” la actividad criminal. También ha defendido el proyecto aludiendo a jurisprudencia federal que reconoce el derecho a tener armas como uno fundamental, a las bajas en la Policía, a como la actividad delictiva sigue aumentando y que el proceso actual para solicitar la licencia de armas es oneroso, difícil y discriminatorio contra los que menos recursos económicos tienen.

Entre las enmiendas a ser introducidas a la medida, el Proyecto de la Senado 1050, se eliminará la figura del agente autorizado, un ente privado facultado para gestionar las licencias de armas ante la Policía. Ríos describió la idea como un “disparate”.

“Les estoy tumbando el negocio”, agregó al aludir a individuos que impulsan el proyecto con la supuesta intención de hacer dinero como gestores.

Con las enmiendas se eliminará la intención de crear una nueva oficina para el trámite de licencias de armas en la Policía.

Ríos indicó que tal como está redactada la medida permite que cazadores “certifiquen” sus escopetas en el Departamento de Recreación y Deportes (DRD). Con una enmienda a ser introducida, se les requerirá inscribir sus armas en la Policía.

“Eso se había dejado suelto”, dijo.

Otros cambios buscan que cualquier entrenador que dé el curso de uso y manejo de armas de fuego tenga que ser certificado por la Federación de Tiro. En la medida original se eliminaba el pago de aranceles a la Federación de Tiro, lo que implicaría un golpe de casi medio millón al ente deportivo, según había advertido a El Nuevo Día el presidente del organismo, Reinaldo Rodríguez Irizarry. La medida pasa la jurisdicción de fomentar este deporte y organizar torneos al DRD.

Algunas de estas facultades regresarán al ente deportivo.

En la medida original se dispone que el gobierno tomará todas las medidas que sean necesarias para conseguir la reciprocidad de la licencia local con las de los 50 estados, territorios y posesiones de Estados Unidos. En el proceso de las vistas públicas del proyecto, la Policía advirtió que la gran mayoría de armas ilegales incautadas en Puerto Rico provienen de Estados Unidos, entre un 60% a un 66% de Florida.

Ríos indicó que, por ejemplo, cualquier individuo que compre un arma en el estado de Florida y pretenda traerla a Puerto Rico tendrá que cumplir con la ley local.

“Esta ley no es para crear vaqueros, es para crear deportistas y proteger derechos”, afirmó Ríos. “En Florida tienen un gran problema al ser tan abierto y mira lo que está pasando en las escuelas, en todos lados. Vamos a hacer un “check” y vamos a proteger el proceso federal”.

El Senado también introducirá una enmienda para autorizar a agentes de ley y orden a cargar con un arma y otra de resguardo.


💬Ver 0 comentarios