Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Ryan Brasier (izquierda), cerrador de los Medias Rojas de Boston, festeja con el primera base Steve Pearce, tras derrotar 4-3 a los Rays de Tampa Bay. (AP/Steve Nesius)

No hay que oprimir el botón de pánico en Boston... todavía.


💬Ver 0 comentarios