Focos de disturbios entre la noche del miércoles y la madrugada del jueves en el país elevaron a 16 las muertes y a más de 200 los detenidos en los últimos tres días.

La ONG contraria al gobierno de Nicolás Maduro, Observatorio Venezolano de Conflictividad Social (OVCS), informó este jueves que subió a 26 el total de muertes producidas por las protestas antigubernamentales en Venezuela durante las últimas horas.

La mayoría de las muertes se produjo por el uso de arma de fuego. Los fallecimientos se registraron en Caracas y los estados de Táchira, Barinas, Portuguesa, Amazonas y en Bolívar, fronterizo con Brasil donde ocurrieron saqueos, aseguró la OVCS.

Solo en Caracas, se han producido en torno a unas 50 protestas. En el resto del país, se desconoce la cifra total de enfrentamientos y manifestaciones. Durante una de estas manifestaciones, en Caracas, el líder opositor Juan Guaidó se autoproclamó presidente de Venezuela en un movimiento avalado inmediatamente por EE.UU. y por varios países de América Latina con el paso de las horas.

Una fuente de la Fiscalía había dicho antes a Efe que se investigaban seis muertes en escenarios de protestas y que en la parroquia de Sucre, en el oeste de Caracas, dos personas perdieron la vida en las últimas horas "en hechos que no involucran a funcionarios del orden público" y que ya estaban siendo investigados por fiscales.

Además, el Ministerio Público está averiguando cuatro muertes registradas "en el marco de saqueos" que se registraron en el estado Bolívar (sur, limítrofe con Brasil), también en las últimas horas en las que esa entidad regional ha registrado numerosas manifestaciones en contra del gobierno de Nicolás Maduro.

El joven Alixon Pizani, de 16 años, fue la primera víctima de las protestas al fallecer luego de ser herido herido con arma de fuego la noche del martes en Caracas, informó el OVCS.

Medios locales aseguran que las víctimas del estado Bolívar también recibieron disparos mientras participaban en saqueos.

Por su parte, la gobernadora del Táchira, Laidy Gómez, indicó a través de la red social Twitter que cinco personas recibieron disparos, y dos de ellas fallecieron tras presentar "heridas a nivel de tórax y de región axilar". Los hechos violentos de Táchira se registraron en su capital, San Cristóbal.

Los seguidores del gobierno también se movilizaron contra lo que ha llamado un golpe de Estado, apoyado por Estados Unidos.

La red venezolana de periodismo ciudadano Reporte Ya, indicó que tanques de la Policía lanzaban gases lacrimógenos y balas contra manifestantes en El Rosal, Caracas, mientras que en el estado de Yaracuy informaba sobre la muerte de un hombre.

Amnistía Internacional manifestó preocupación por el saldo de muertes que han dejado las recientes protestas, y condenó el jueves en un comunicado que la respuesta del gobierno de Maduro ante el reclamo de la población por la grave crisis sea sacar a las calles funcionarios militares y policiales "aplicando su política de represión".

Erika Guevara Rosas, directora para las Américas de Amnistía Internacional, instó a Maduro y a otros miembros de su gobierno a "frenar la represión" y a garantizar la vida e integridad de quienes manifiestan en su contra.


💬Ver 0 comentarios