Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Creció en un hogar humilde y campestre de Gurabo, donde  gallinas y  pollitos correteaban  por el patio. En ocasiones se llegó a sentir descartada por sus maestros, pero el empeño de sus padres en apoyarla la inspiró a seguir adelante.

💬Ver comentarios