Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Imagen de Sudán, en el área de conservación de Ol Pejeta cerca de Nanyuki, a unas 124 millas de Nairobi (Kenia). (EFE)
Imagen de Sudán, en el área de conservación de Ol Pejeta cerca de Nanyuki, a unas 124 millas de Nairobi (Kenia). (EFE)

Sudán, el último rinoceronte blanco del norte, fue sacrificado por su avanzada edad, aunque su hija y nieta aún son los últimos sobrevivientes de una subespecie que hace 40 años, llegó a contar con solo 500 ejemplares. Ahora el destino de estos animales está en manos de la ciencia.

💬Ver comentarios