Los hipopótamos de Pablo Escobar son un dolor de cabeza para el gobierno colombiano. (Shutterstock)

No cabe duda que el narcotraficante colombiano Pablo Escobar, sigue dando de qué hablar aún después de muerto.

Es conocido por el mundo entero sobre los lujos y las excentricidades con las que vivía, una de ellas son sus hipopótamos, que después de varios años, le siguen dando dolores de cabeza a las autoridades.

Recientemente un estudio publicado por investigadores de la Universidad de California y la Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia, encontraron que la popó de estos animales está fertilizando algas y bacterias dañinas, de los lagos y ríos donde habitan.

La investigación, publicada en la revista Ecology, explica que el agua contaminada por estos hipopótamos cuenta con más oxígeno, lo que la hace más propensa para el desarollo de bacterias y algas nocivas para los ecosistemas.

Estos animales eran parte de su zoológico personal, que fue desmantelado desde 1993, luego de su muerte. En total eran cuatro los hipopótamos de Pablo Escobar, pero desde hace años se han reproducido, por lo que se calcula que hay alrededor de 80 en plena libertad.

Para llegar a esta conclusión, el grupo de expertos hizo varios análisis de aguas que habían sido contaminadas por los hipopótamos y de las que sí.

Ante la reproducción de los animales, grupos ecologistas han logrado que se prohíba su caza.

“Esta especie única tiene un gran impacto en su ecosistema en su área de distribución nativa en África, y descubrimos que tiene un impacto similar cuando la importas a un continente completamente nuevo con un entorno y un elenco de personajes completamente diferentes”, dijo Jonathan Shurin, profesor de Ciencias Biológicas de la Universidad de California.

“Está claro que este efecto podría incluir consecuencias negativas para la calidad del agua y los recursos hídricos al alimentar algas y bacterias dañinas”, agregó.


💬Ver 0 comentarios