El concepto de TERA surgió del reciente "NASA Centennial Challenge" (Desafío Centenario de la NASA)", llamado "Mars Habitat" (Instagram/@aispacefactory).

AI SpaceFactory, una agencia de diseño de arquitectura y tecnología multiplanetaria, ganó medio millón de dólares por parte de la NASA por la creación de diseños innovadores: el primer hábitat impreso en 3D diseñado para permitir la vida humana en Marte

El complejo creado para vivir en el planeta rojo y que ha sido bautizado con el nombre de "Marsha", ha acaparado la atención de todo el mundo debido a que su diseño inspiró la creación de "Tera": un nuevo tipo de hábitat que devuelve la tecnología espacial a la Tierra.

"Al otorgar el primer lugar a AI SpaceFactory, la NASA nos alentó a encontrar aplicaciones para nuestra tecnología en la Tierra, incluso mientras continuamos buscando su uso en el espacio", citan los creadores del proyecto, de acuerdo a la página web de la compañía.

Es así como las personas encargadas de llevar a cabo el ambicioso proyecto, se percataron que lo materiales y tecnología que usarían tenían el potencial de ser más duradero que la construcción tradicional (hormigón y acero). Este hecho podría modificar la forma en que construimos en la Tierra, y tal vez incluso salvar nuestro planeta.

“TERA y MARSHA son de la misma familia; acaban de nacer en diferentes planetas", afirmó Sima Shahverdi, diseñador y arquitecto principal de TERA. 

Y agregó: "Como arquitecto de veinte años, soy más culpable que la mayoría. Me he vuelto demasiado consciente de la gran cantidad de hormigón y acero que entra en los edificios. Dentro de la industria de la construcción hay una resignación de que las cosas seguirán siendo las de siempre".  ?

TERA será construido a partir de un compuesto de basalto de biopolímero impreso en 3D, un material que se ha desarrollado a partir de cultivos de maíz y caña de azúcar, y que es más duradero y el doble de fuerte que el concreto, pero reciclable y sustentable, según informa la citada web.

AI SpaceFactory está pensando en la construcción de viviendas sin consecuencias para el medio ambiente. La misión de TERA es desafiar el desperdicio masivo de materiales de la industria de la construcción y crear un mercado para un nuevo tipo de edificio, uno que se cosecha de la tierra y se devuelve a la tierra.

"Al construir TERA, estamos haciendo más que probar una tecnología. Estamos enviando un mensaje a la industria de la construcción que no es de otra manera. Construir con concreto puede ser probado y verdadero, pero eso no lo hace correcto. El hormigón es el segundo recurso más consumido del mundo, después del agua, y solo el 20% de este se recicla", recalcó Sima.

La primera Tera, que solo cuenta con dos niveles a diferencia de "Marsha" que tiene 4, ya fue construida y se encuentra cerca del río Hudson, en Nueva York. 

A partir de marzo de 2020 se comenzarán a ofrecer noches de alquiler a todos aquellos que quieran probar la experiencia de vivir en una casa futurista y totalmente sustentable.


💬Ver 0 comentarios