El sacerdote José Rodríguez (izquierda) es parte de la Coalición de Desastres de Florida Central. (GFR Media) (semisquare-x3)
El sacerdote José Rodríguez (izquierda) es parte de la Coalición de Desastres de Florida Central. (GFR Media)

Orlando – A días para el inicio de la temporada de huracanes y en medio del recuerdo de una tragedia que lanzó al estado de la Florida a miles de familias puertorriqueñas, una alianza no gubernamental se alista para poner la lupa en aquellos ciudadanos que suelen quedar fuera de las ayudas a los damnificados.

“Hay grupos que no suelen ser incluidos en las respuestas de emergencia. ¿Por qué? Porque son hispanos, negros, son madres solteras o envejecientes que viven en comunidades carentes de infraestructura. Entonces, la ayuda que el gobierno entrega solo se queda entre los blancos”, denunció el Padre José Rodríguez, sacerdote de la Iglesia Episcopal el Buen Pastor en Orlando y uno de los líderes más vocales en la ayuda a los desplazados por el huracán María.

Rodríguez es parte de la Coalición de Desastres de Florida Central, una entidad que agrupa organizaciones sin fines de lucro, iglesias y otros grupos y que busca, de cara a cada temporada de huracanes, tomar medidas proactivas para ayudar, precisamente, a hispanos y afroamericanos que suelen quedar fuera del radar de los esfuerzos de mitigación por desastres del gobierno.

“Estos grupos son, tristemente, los que, durante una emergencia, tiene que trabajar para dar servicios, laborar en supermercados y cuando les toca a ellos salir a buscar sus suministros para prepararse para un desastre, ya no queda nada. Son los que tienen patronos que, a diferencia de nosotros -que nuestros jefes nos dejan salir temprano para prepararnos y comprar agua y alimentos- a ellos no se les permite; son los que trabajan en supermercados y ven cómo la gente compra el agua embotellada que luego ellos no podrán comprar porque ya no habrá”, dijo el ministro.

Rodríguez explicó que el trabajo de preparación que coordina esta coalición se enfoca en tres comunidades donde abundan los hispanos -principalmente los puertorriqueños- y que identificó como Kissimmee, Buena Viusta Lakes, Southchase y Azalea Park.

“Al igual que en Puerto Rico, aquí en Florida hay comunidades que cuando llueve mucho se inundan y que se les va la luz”, agregó. “Ya estamos mirando y buscando cómo nos vamos a preparar para ayudarnos cuando venga el próximo huracán”, dijo.

Coalición de Desastres de Florida Central recibe fondos del Miami Foundation y es coauspiciada por Organize Florida, indicó el religioso.


💬Ver 0 comentarios