Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

BSN (vertical-x1)
Von Wafer tira al canasto sobre la defenda de los Santeros. (Tony Zayas)

PONCE. – Perdidos en la ofensiva e incapaces de atacar en la carrera, así lucieron los Leones de Ponce el jueves en el juego que marcó la inauguración de la temporada 2016 del Baloncesto Superior Nacional, en el Auditorio Juan ‘Pachín’ Vicens.

Los Santeros de Aguada, en su regreso a la liga tras 18 años ausentes, pero con un equipo que en su mayoría se trata de la plantilla que jugó hasta 2015 en Coamo, le aguó la fiesta inaugural a los bicampeones nacionales, al derrotarlos 80-75 ante un atestado coliseo que se llenó de fanáticos que celebraron la permanencia de una franquicia que nuevamente se vio amenazada con un receso, tras quedarse sin baloncesto en las campañas 2011 y 2012.

Pero no fue la noche de los Leones. Fue de los Santeros, y en especial la noche de Gabriel Belardo.

Ponce perdía 52-46 al terminar el tercer periodo y fue poco lo que se escuchó a la fanaticada celebrar después que los Leones ganaron el primer cuarto, 17-14.

En el último parcial, tras comenzarlo abajo por seis puntos, los Santeros montaron un avance de 6-3 para despegar peligrosamente 58-49 restando 6:40 minutos.

Ponce pidió tiempo y al regresar a cancha Carlos Rivera respondió con un canasto de tres puntos, pero Belardo, quien había anotado cuatro de los seis puntos del rally anterior, añadió otro canasto en la carrera para darle ventaja de 62-52 a Aguada.

Tras otro tiempo de los Leones, Von Wafer encestó un tiro brincado, pero el propio Belardo coló los próximos cinco tantos de los Santeros, incluyendo un triple con 4:06 minutos en el reloj después de uno del armador de Ponce, Rivera.

En adelante los Leones comenzaron a presionar en la defensa y llegaron a meterse en el juego 70-68 con una de dos tiradas libres de Wafer, pero Derrick Byars acertó un importante tiro de tres puntos desde uno de los laterales, que le quitó el aliento a los locales, colocando 73-68 la pizarra restando 49 segundos.

Chane Behanan encabezó el ataque de los visitantes con 17 puntos y nueve rebotes, seguido de Belardo y de Byars con 15 tantos cada uno. Alex Abreu repartió el juego en grande y terminó con 11 asistencias.

Por Ponce, el refuerzo Wafer anotó 30 puntos en causa perdida. El otro importado, Johan Petro atrapó siete rebotes y Rivera repartió también 11 asistencias.

En otros partidos del jueves, Santurce superó 72-65 a Arecibo; Quebradillas a San Germán 99-89 y Guayama a Humacao 89-87 en tiempo extra.

Entretanto, los Piratas de Quebradillas (antiguos Mets de Guaynabo) abrieron la nueva temporada con una victoria de 99-89 sobre los locales Atléticos de San Germán. Gerald Fitch registró el primer triple-doble del torneo al encestar 21 puntos, capturar 15 rebotes y repartir 10 asistencias, pero también contó con el apoyo ofensivo del cubano Yudniel Pérez (19 puntos) y Jorge Bryan Díaz, que recogió 14 rebotes al tiempo que anotó 16 tantos.

Los Atléticos, por su parte, contaron con 30 puntosde Maurice Carter y 26 unidades de Tony Bishop.

Mientras, los Cangrejeros de Santurce derrotaron, 72-65, a los Capitanes de Arecibo en el partido que marcó el debut del excanastero de los Capitanes, Rafael “Pachy” Cruz, como dirigente del quinteto. Eniel Polynice, sobrino del exenebeista Olden Polynice, sumó 17 puntos para ayudar a los crustáceos, mientras que Damion James y Javon McCrea colaron 14 tantos cada uno. Joel Jones Camacho fue el mejor por los Capitanes con 20 puntos.

Finalmente, los Brujos de Guayama utilizaron la celebración de una prórroga adicional para finalmente imponerse a los Caciques de Humacao, 89-87. Guayama contó con 23 puntos de Malcom Lee, mientras que Kleon Penn, Darnell Hinson y Alejandro “Bimbo” Carmona sumaron 13 tantos cada uno. Carlos Strong coló 11 puntos, y Levon Kendall cerró con 10 puntos. Brandon Costner finalizó la noche con26 puntos, seguido por Edwin Ubiles con 16.


💬Ver 0 comentarios