Javier Hernández celebra el triunfo de México sobre Corea del Sur. (AP) (horizontal-x3)
Javier Hernández celebra el triunfo de México sobre Corea del Sur. (AP)

Ekaterimburgo — Antes del Mundial, usando una palabra muy mexicana, Javier Hernández instó a sus compatriotas a que se atrevan a soñar en grande. Este miércoles, cuando enfrente a Suecia, el "Chicharito" podría alcanzar precisamente la grandeza a nivel personal y convertirse en el líder anotador de México en Copas del Mundo.

Hernández anotó un gol en la victoria por 2-1 sobre Corea del Sur para alcanzar cuatro tantos en mundiales con lo que empató a Luis "Matador" Hernández como máximo anotador azteca en estos torneos. Si consigue otro tanto en Rusia quedará en solitario con la marca.

"Javier Hernández podrá quedar donde quede (en la historia) y pasará porque llegarán otros, lo importante es el país que representamos y estoy muy orgulloso", dijo Hernández previo al entrenamiento del martes. "Si se da que pueda quedar como el máximo goleador será bonito pero de nada sirve si lo logro y quedamos fuera. Primero es el país, el grupo. Y los logros individuales llegarán por consecuencia".

Con ese gol ante los coreanos, Hernández alcanzó los 50 con la camiseta del 'Tri' y se despegó a cuatro del ya retirado Jared Borgetti, cuyo récord quedó roto recién el año pasado.

El jugador en activo más cercano a "Chicharito" Hernández en la lista de goles con la selección es su compañero en Rusia, Oribe Peralta, quien posee 26.

A pesar de eso, Hernández había recibido duras críticas en su país porque atravesaba por una sequía de goles que se remontaba a octubre del año pasado, cuando consiguió un tanto ante Trinidad y Tobago por las eliminatorias para el Mundial.

"De nada sirven (los récords), soy el máximo goleador de la selección y se critica, tenemos un entrenador de clase mundial y se critica, estamos a nada de hacer historia y se critica", afirmó en tono molesto. "Pero yo me quedo con la gente que se ilusiona y porque nosotros podemos ser un espejo para que vean que se pueden romper límites y que se pueden lograr cosas chingonas, yo me quedo mejor con eso, me quedo con México".

En México, la palabra usada por Hernández es considerada malsonante, y se usa para describir algo excelente o sumamente agradable.

Antes de la Copa del Mundo, Hernández se molestó cuando un reportero le preguntó con insistencia si realmente creía que México podía ser campeón del mundo sin tener los recursos humanos y materiales con los que cuentan otras selecciones más poderosas.

El "Chicharito" dijo que en lugar de cuestionarse el prefería imaginar cosas "chingonas" y la frase ha causado revuelo en las redes sociales de México, especialmente luego de las dos victorias en Rusia, con las que el Tri igualó el mejor inicio de su historia.

"Lo más bonito es compartir esto con gente chingona, queremos ser valientes pero no sólo hay que imaginarlo, hay que trabajarlo en lo físico en lo atlético y también emocional y mentalmente", agregó Hernández.

"Creo que somos la única selección que con seis puntos no ha clasificado, entonces mañana es una increíble oportunidad de romper límites y de mostrar que se puede. Nosotros trataremos de disfrutarlo con la motivación y la confianza que siempre hemos tenido, y ojala mañana aseguremos la clasificación en primer lugar".


💬Ver 0 comentarios